Volvemos a elaborar un clásico que en otros años ha tenido cabida en Zona de Básquet, la presentación de una nueva temporada de la NBL Canadá, en este caso la 18/19, que arranca sin españoles tras aquel curso donde Hugo López se proclamó campeón con los Halifax desde el banquillo. Pese a ello, varias son las caras conocidas, como es el caso de Diego Kapelan o Kedar Edwards, y a los que veíamos este verano preparados para dar un salto. Diez equipos, con London como vigente campeón y Halifax como subcampeón, en un nuevo curso que parece más abierto que nunca debido a que varios equipos han formado plantillas de calidad y con jugadores que conocen la competición.

Echamos un vistazo a las plantillas de los diez equipos con los nombres más relevantes:

London Lightning

Los campeones de los últimos dos años han sufrido un cambio de imagen considerable con una notable pérdida de jugadores importantes como Royce White o Ryan Anderson y habrá que ver si sus recambios alcanzan ese nivel. De los que siguen, Mo Bolden dio un paso adelante la pasada temporada y querrá volver a ser importante en la pintura. Que siga Garrett Williamson es la mejor noticia: el combo forward conoce la liga y es un toro a la hora de anotar. Siguen también otros secundarios que deben crecer en aportación como Marcus Capers en el perímetro y Kirk Williams por dentro.

Las dudas recaen sobre sus refuerzos. Llegan jugadores que conocen la NBL, como el versátil Marvin Phillips o el interior Waithe. También llega Kevin Thomas, que en su primer año de Pro apenas jugó en Moncton y buscará robar minutos en London. Ojo a Kevin Ware, el dos eléctrico de lanzamiento rápido que puede aprovechar este vacío y tener licencia para lanzar sin cortarse. Desde la NAPB (de la que ya os hablamos) llegan hasta tres jugadores: el saltarín AJ Gaines, un base anotador como Xavier Moon y el alero físico, muy aprovechable si se le da confianza, Jelan Kendrick.

La incógnita la pone Patrick O’Bryant, un ex NBA cuyo fichaje se había anunciado pero que no forma parte de la plantilla inicial.


St John’s Edge

Con Carl English como referencia fuera de las pistas y también dentro, ejerciendo de artillero (MVP de la pasada temporada), hablamos de uno de los equipos más poderosos de la competición. Además de él, solo siguen dos jugadores de perímetro: Desmond Lee que aporta calidad y un Skeete que crece cada curso. Los refuerzos son variados y de calidad. Tres llegan desde la NBL: el diminuto base Mo Jones, rápidez, visión de juego y desequilibrio; Boucard quien empezó la temporada en Europa, pero vuelve a la competición donde se siente más cómodo, un alero todoterreno que carga muy bien el rebote; y para finalizar Junior Cadougan, que buscará olvidarse de sus problemas físicos y recuperar su mejor nivel.

Desde el resto del mundo llegan grandes fichajes. Maverick Morgan destacó en Polonia como rookie y debería ser diferencial en la pintura de la NBL. ¿Qué decir de Diego Kapelan? Muy querido por los aficionados de Oro, en este juego de correcalles sacará su muñeca a relucir. Todd Brown es otro trotamundos americano que generará para él y para sus compañeros sin contemplaciones. Para la pintura también llega Keith Wright, experiencia en G-League y Grecia, es un pívot currante, regular y que sube enteros en rebote y defensa. Satnam Singh pondrá los centimetros (218) y habrá que ver si el indio encuentra el entorno ideal al fin para crecer en minutos y juego. Desde el mundo rookie llega Kevin Zabo, del que hablamos en verano en un scouting, y Jared Nickens formado en Maryland.


Halifax Hurricanes

Siempre tienen buenas plantillas y acaban siendo uno de los equipos a batir; tras dos subcampeonatos y habiendo transcurrido ya tres cursos desde que ganó el titulo, su objetivo es el máximo. Dan continuidad a jugadores importantes como el General Clinkscales, un mago de las asistencias, el combo forward Tyrone Watson, que aporta contundencia y rebote cerca del aro y eleva el nivel de la defensa, o Mike Poole aportando lanzamiento exterior.

El equipo sufre un lavado de cara con bastantes caras nuevas y con viejos conocidos. Desde la LEB Oro llegan jugadores que no ocupan plaza de extracomunitario y puede extrañar que recalen allí, como son el ex Palma e internacional noruego Karamo Jawara y el ex Araberri Kedar Edwards. También está Joel Kindred, un interesante swingman, físico, muy bueno en transición que tras destacar en EBA con Cantaires se fue a la Liga de Chipre del Norte.

También han repatriado varios jugadores canadienses: ojo al tirador rookie Malcolm Duvivier, llega el combativo Meshack Lufile, o el base rápido de buen 1×1 y mucha experiencia Hernst Laroche, así como el combo forward formado en St Bonaventure David Andoh.

Más refuerzos son el rookie de Fresno St Jahmel Taylor y Devente Elliott, que empezó el curso en Chipre; ojo a la ex estrella de Iona Jordan Washington, que habrá que ver cómo está de forma y actitud tras sus buenos números en 2ª división de Israel.


Moncton Magic

Un equipo con gente clásica de esta liga, lo que les hace un punto a favor por el conocimiento de la competición. Un backcourt con Doug Herring (muy buen jugador) y el anotador Corey Allmond suma muchos enteros. No están solos pues por dentro Billy White es uno de los mejores jugadores y en el cinco cuentan con los centímetros de Nick Evans y el canadiense Chad Posthumus. Además de Allmond, el otro jugador que sigue es el interior Denzell Taylor que debería crecer en minutos. También llega Wayne McCullough tras dos años en Island Storm y Cordell Jeanty desde Cape Breton.

Ojo al refuerzo de Jahii Carson, el pequeño base rápido que tras un buen año de Grecia  vuelve a una liga que domina muy bien, y al canadiense Gentrey Thomas, que acabó ciclo NCAA en 2017 y puede ser una de las sorpresas. También ayudará por dentro Zeke Marshall, un siete pies trotamundos y que no ha alcanzado el rendimiento que prometía. Llega un ex Ligas FEB, Isaiah Tate, con pasado en Zamora en EBA donde era figura.


KW Titans

Mantener a tres de tus cinco titulares es tan complicado como valioso, sobre todo promedian más de 10 puntos. Ed Horton y Tramar Sutherland dan solidez al perímetro y el pívot con pasaporte húngaro Derek Hall crea diferencias con su fuerza, altura y visión de juego. También siguen Greg Morrow, que da buenos relevos en la segunda unidad, y Denzel James.

Además han incorporado gente consolidada en la competición: Ashton Smith es un combo guard físico ideal para juego rápido, Whitfield da movilidad en el cuatro y Akeem Ellis dará puntos atacando el aro o desde lejos, ya sea desde el tres o el cuatro.

Desde otras ligas llegan jugadores muy interesantes, como John Murry que rendía a alto nivel en Austin Peay, Damon Lynn que es un base anotador, y tenemos gran interés por ver al rookie Justin Strings, para comprobar lo que puede producir en esta competición.


Saint John Riptide

Han renovado jugadores interesantes como Mareik Isom, interior móvil, liviano de envergadura, efectivo cerca del aro, o el dos cotonú Jeremiah Mordi, un jugador muy incisivo, al tiempo que han llegado piezas nuevas interesantes. Procedentes de otros equipos de la NBL aterrizan Kemy Osse, swingman físico, y Renaldo Dixon que sera el Señor de la pintura. Desde otras ligas llegan destacados Brent Arrigton, un buen base que da ritmo (como demostró en Hungría), el alero Daniel Dingle, quien destacó en NCAA pero que en su primer año de Pro no encontró el entorno ideal para destacar, y el rookie Frank Bartley, con buena capacidad desde el triple. También llega otro rookie interior, Randy Phillips desde Radford.


Cape Breton Highlanders

Proyecto modesto y casi sin renovaciones. Solo siguen dos jugadores, Jamal Reynolds, que fue valorado por equipos de Ligas FEB para llegar a España, y el alma de este equipo Bruce Massey, que desde el backcourt hace de todo (21pt, 7re, 5as). Sin embargo, llegan jugadores que pueden destacar como el “sexto hombre de la NBL“: Ta’Quan Zimmerman que debe rendir como primer espada en esta escuadra o el ala-pívot potente de hombros anchos Kenny Jones.

Jugadores como el ex Zamora cotonú tirador Aaron Redpath o el swingman Chris Johnson tendrán sus minutos destacados. Habrá que ver cómo funcionan incógnitas como Christian Kabongo o Ndondo. Un jugador que si le dejan puede hacer números es O’Louis McCullough, que tras muchos años por ligas de América Latina llega a la NBL. Otro jugador que puede sorprender es el rookie Jabari Craig en el cinco, aunque tendrá que crecer más en ataque.


Island Storm

Otro proyecto modesto en cuanto a nombres. El ex Lucentum Russell Byrd es su máximo exponente tras buenos años en NBL, mientras el ex Prat Alex Campbell llega como refuerzo estrella. Con Tyler Scott y Burdine como jugadores que siguen, habrá que ver si Sampson Carter o Tirell Baines sorprenden.


Windsor Express

Muchos cambios en el equipo donde solo sigue Anthony Ottley. Fichan jugadores importantes de la NBL, como el triplista Ryan Anderson, la mole undersized Juan Pattillo o el diminuto correcaminos Womerly. Para la pintura también viejos conocidos de la liga como Brian Addison, DeAndre Thomas y el cuatro internacional canadiense Amardi.

De los fichajes desde fuera, Reggie Hamilton deberá ser importante como combo guard anotador en una liga que se adapta al estilo de juego. Las sorpresas habrá que ver si pueden ser el alero Angelo Griffis, que debutó en Suecia como rookie, o el pívot con centímetros Luke Cochran, que ha jugado bien en ligas de verano.


Sudbury Five

Franquicia nuevaque cuenta con Logan Stutz, una estrella de la liga, como entrenador y General Manager. Han apostado por jugadores que lleven el peso claramente como el rápido base Rayson, un anotador de perímetro como Trevor Releford y la máquina reboteadora Grandy Glaze. A ellos unen otros jugadores interesantes, como el potente dos Tyrell Tate que vuelve a la NBL tras su paso por G-League, Pitchford que pone centímetros, Gilligan que tras debutar como Pro en Suecia con Félix Alonso será el multiusos, y dos jugadores muy productivos que llegan desde Europa: el interior móvil Cory Dixon y el dos anotador Jaylen Bland.

Anuncios