Força Lleida ha sorprendido con uno de sus últimos fichajes, y es que tras optar por reforzarse con jugadores conocidos en Ligas FEB (Adrián Chapela y Fernando Sierra llegan desde Plata, y Mass Fall desde Melilla), apuestan ahora por Obi Kyei (1994 / 206 cm), un australiano con pasaporte británico con experiencia en NCAA-DII, Alemania, Gran Bretaña y Australia.

Kyei se formó en su país natal, donde tras destacar, obtener galardones (rookie del año en la Waratah Youth League) y recibir una beca para el Instituto del Deporte de New South Wales, fue reclutado por Metro St, una universidad de NCAA-DII con tradición de tener jugadores aussies, pero el rendimiento no fue el esperado y tras dos temporadas allí (13-15), decidió ir a otro sitio donde tuviera más protagonismo. La elegida, Eckerd College, de la misma división, donde fue titular aunque tampoco con unos grandes promedios (Sr, 16/17: 29 mi, 11.1pt, 7.9 re), lo que le valió para ser nombrado en nuestro scouting de NCAAs comunitarios Non DI ’17.

Tras jugar el pasado verano un torneo en China con otros jugadores NCAA australianos y extranjeros, formando parte de los Sydney Kings, su primera experiencia como profesional en la 17/18 sería en la ProB alemana (equivalente a la LEB Plata), en Cuxhaven, del que salió 10 partidos después sin esclarecerse los motivos, a pesar de que estaba haciéndolo bien (24 mi, 11.8 pt, 7.3 re). Rápidamente encontró acomodo en Reino Unido, en Leeds Force, pero solo jugó dos partidos antes de lesionarse en un pie.

Su vuelta a la competición fue en una de las ligas regionales de Australia (QBL), que tampoco es la más fuerte de estas ligas veraniegas; allí ha disputado hasta el momento 18 partidos, consiguiendo unas medias de 20.3 pt, 10.2 re y 2.5 as con Logan Thunder, llevándose alguna nominación a jugador de la semana.

En la nota de prensa lo definen como un jugador de gran capacidad atlética, velocidad y salto vertical. Sin duda, Kyei es un jugador que vive de su físico, a pesar de no ser muy fuerte, y esos 206 cm de la nota son al alza, aunque es cierto que cuenta con buena envergadura y brazos largos. Es un ‘cuatro’ que puede atacar el aro a base de su potencia y velocidad, y buscar su opción en el poste bajo con movimientos basados en un buen control de su cuerpo. Cómodo buscando situaciones de finalización cerca del aro, puede intentarlo desde la media distancia, e incluso tiene capacidad para asistir. Pero Kyei tal vez aporte más en defensa que en ataque, un jugador con buena velocidad lateral, instinto para el rebote y proteger el aro. Se siente cómodo a campo abierto, siendo un arma importante para el contraataque.

A nosotros nos ha sorprendido su fichaje por el cuadro ilerdense. A pesar de sus cualidades físicas, tampoco lo vemos como un jugador dominante en este sentido, basándose solamente en su potencia en una liga como la LEB Oro; le falta manejo de balón y rango de tiro consistente para esa posición de ‘cuatro’, y con dos ‘cincos’ claramente físicos y del mismo perfil (Fall – Mbaye), puede haber problemas en ataque estático si no consiguen correr a través de opciones en defensa. Tal vez en ese costado es donde más pueda incidir en ayudas y protegiendo el aro, pero jugando en la ProB alemana tampoco destacó sobremanera, y aunque en Australia la lesión parece estar olvidada, sus buenos números vienen de la escasa competencia interior en su posición. Un fichaje que, vista la conformación de la plantilla lleidatà, puede ser una apuesta de riesgo, o bien que la idea es darle galones a un Kregor Hermet al que aún le faltan horas de vuelo.

Anuncios