Ayer de noche Clavijo anunciaba su segundo fichaje, Kevin Olekaibe, y esta mañana ha completado su terceto de directores de juego con el refuerzo de Erik Quintela, procedente de Xuven. Con Balamou en la recámara para aportar su versatilidad, físico y en momentos puntuales asumir la subida de balón como os comentamos ayer, parece que Olekaibe y Quintela serán los que lleven más el peso. A Eric Quintela ya os hablamos de él en nuestros “12 de Plata para Oro” (con la colaboración de Saulo Hernández) y es el base más puro.

Kevin Olekaibe es un jugador americano que no ocupa plaza de extracomunitario al contar con pasaporte Cotonou (nigeriano). Es un jugador versátil que ocupa las posiciones exteriores sin problemas, y con amplia gama de cualidades. En su periplo Ncaa fue un jugador importante tanto en Fresno State donde permaneció tres años con rol de titular, como en su último año (13/14) donde se fue a UNLV, para estar más cerca de su padre enfermo y donde la Ncaa le dio permiso para jugar sin falta de ser redshirt. Allí tuvo gran protagonismo siendo titular, con 30 min, 10pt y 2as, formando pareja con Deville Smith en el backcourt.

Su salto a Pros lo dio en la NBDL, donde fue escogido en el Draft de 2014 por Canton Charge. Allí ha permanecido tres años, siendo una pieza muy valiosa en el equipo a pesar de ser de la segunda unidad (el prestigioso coach español Jordi Fernández da fe de ello), ejerciendo de multiusos variado, con participación en el concurso de mates en All Star en 2015 incluido. Pero también ha sido un jugador marcado por las lesiones (problemas en isquiotibiales y muñecas), jugando solo 4 partidos en 15/16, pero en este última temporada a pesar de también sufrir un período de inactividad, ha jugado su mejor año en Canton, un total de 24 partidos con alguna titularizad y unas medias de 17mi, 6.7pt, 1.5re, 0.9as, 0.7ro.

Se trata de un combo guard liviano, pero con buen físico, con buen manejo de balón, elástico, que puede anotar de fuera (37%T3) y rol de especalista shooter en Ncaa, pero que también sabe penetrar y tiene capacidad de salto. Un jugador que sabe aprovechar para sus cualidades físicas para atacar y defender, pero que habrá que verlo en ese rol de director de juego para sus compañeros. Con buenas referencias siempre en lo personal y el la ética de trabajo, es un jugador que suma al equipo.

En conclusión, una apuesta interesante que puede sorprender, que hay que ver como rendirá en el uno a tiempo completo, su adaptación a Europa (hay casos por los dos lados, recordemos Justin Johnson en Coruña, al que le costó), su historial de lesiones, y a cambio puede ofrecerte físico, versatilidad en el perímetro y tiro exterior, en un equipo que pinta según los bases que han fichado querrán morder en defensa y llevar los partidos a un juego de despliegue físico y rápido.

Anuncios