Transcurridos dos tercios de la competición Uros de Rivas y NCS Alcobendas comparten el liderato de la Conferencia Centro igualados a 16 victorias, aunque el equipo granate con un partido menos.

En esta jornada, la 20 de la liga regular, Rivas ganaba por un rotundo 93-64 al Aloe Plus Lanzarote Conejero, ante el que firmaba su séptima victoria consecutiva. Pero una semana más los gran canarios volvían a tener pocos efectivos en su plantilla debido a las bajas por lesión.

Alcobendas ganaba a Lujisa Guadalajara Basket por un abultado 91-58 en un mal partido de los morados que siempre fueron a remolque y que al descanso perdían por más de 20 puntos.

Empatados a 14 victorias Globalcaja Quintanar y Real Madrid, tercero y cuarto en la tabla, respectivamente.

Los conquenses perdían por 79-55 ante un Movistar Estudiantes muy serio atrás y sólido en el rebote que hizo un brillante primer cuarto y jugó bien durante los 40 minutos.

Y el Real Madrid ganaba al CB Pozuelo Arrabe Asesores por 100-88 en un partido bastante igualado y con alta anotación en el que destacó el joven base del filial blanco Juan Núñez, 21 puntos (5/6 en triples) y 7 asistencias para un total de 26 de valoración.

Con 12 partidos ganados y quinto Zentro Basket Madrid que vencía a Estudio por 97-106, una victoria que le afianza en la parte alta de la clasificación.

Empatados a 11 victorias Isover Basket Azuqueca y Baloncesto Alcalá, sexto y séptimo en la tabla. Los azudenses ganaban a Náutico de Tenerife y el equipo complutense caía en casa ante Distrito Olímpico.

Azuqueca se imponía a Náutico por un ajustado 84-80 en un partido igualado entre dos grandes de la competición. Un choque plagado de alternancias que pudo ganar cualquiera de los dos contrincantes y que se resolvió en los minutos finales.

Ante Alcalá firmaba Distrito su victoria número 11 y lo hacía por 65-79 con una buena defensa, acierto en el tiro y un claro dominio del rebote.

Igualados a 10 victorias Tobarra Club de Baloncesto y Distrito Olímpico, octavo y noveno, respectivamente. Los de Albacete ganaban por la mínima, 68-67, al CB Agüimes en un partido marcado por la férrea defensa de los dos equipos, y los madrileños vencían al Alcalá (65-79) en la difícil cancha del Complejo Deportivo Espartales.

Con nueve partidos ganados y décimo en la clasificación Náutico de Tenerife que en esta jornada perdía ante Azuqueca, y empatados a ocho Estudio y Movistar Estudiantes. Los de Aravaca perdían ante Zentro y el Estu ganaba a Quintanar.

Con siete victorias y décimo tercero Guadalajara Basket que perdía en cancha de Alcobendas; con cinco y décimo cuarto Pozuelo que caía ante el Madrid, y empatados a cuatro partidos ganados, Lanzarote Conejero y Agüimes, décimo quinto y décimo sexto y último en la clasificación del Grupo B.

Los mejores

En actuaciones individuales el jugador más destacado y por tanto MVP de la Jornada 20 fue Juan Llorente, de Estudio, 32 puntos, 7 rebotes, 4 asistencias, 6 faltas recibidas y 36 de valoración; el escolta con 32 puntos fue también el máximo anotador; el máximo reboteador, Pedro García, de Zentro Basket Madrid, con 13 rebotes, y el mejor asistente, Juan Núñez, del Real Madrid, que repartió 7 asistencias.

Los partidos

Contundente victoria de Rivas ante Conejero

Un solvente Uros Rivas ganaba por 93 a 64 al Aloe Plus Lanzarote Conejero, ante el que sumaba la séptima victoria consecutiva, 16 en total, un resultado que le mantiene a la cabeza de la tabla.

Empezó anotando Conejero con Jon Ander Cuadra. Estrenó Álvaro Frutos el casillero de Rivas y dos triples consecutivos dieron la primera ventaja (8-2) al equipo local que “tratando de castigar la falta de efectivos de los visitantes” imprimió “un alto ritmo al partido tanto en defensa como en ataque”, según la crónica del club ripense.

En poco más de cuatro minutos Rivas amplió su ventaja hasta los 10 puntos (18-8), lo que obligó a los de Lanzarote a buscar un cambio defensivo “para frenar el ritmo local y la apuesta les salió bien” llegando al final del primer cuarto a cinco, 26-21.

Un triple de Javi de Pingo inauguró el marcador en el segundo y de nuevo más 10 de ventaja para Rivas que seguía “seguía dando mucho ritmo a sus transiciones ofensivas y aplicándose con intensidad en tareas defensivas”. Conejero respondió también “con transiciones rápidas para evitar las acciones de 5c5 en las que encontraban muchas dificultades y el partido se mantuvo equilibrado” hasta los minutos finales cuando los de Lanzarote empezaron a acusar su falta de rotación.

Las pérdidas de balón que el trabajo defensivo de Rivas provocaron en el equipo insular se tradujeron en fáciles canastas que dispararon la ventaja local al descanso (51-33).

En el tercer cuarto el marcador fue igualado (16-16). “Los cambios defensivos de los visitantes les permitían gestionar los esfuerzos y el escaso acierto en el tiro de estos minutos privó a Uros de rentabilizar un trabajo defensivo que no bajó de nivel en ningún momento”. Con 67-49 en el marcador, comenzó el último cuarto. Conejero dejó de encontrar argumentos para contrarrestar la propuesta de Uros que acabó sentenciando el partido por un contundente 93 a 64.

Sobre el partido, Lanzarote Deportiva destaca que, una jornada más, Conejero volvió a tener pocos efectivos en su plantilla debido a las bajas por lesión que está arrastrando el equipo en esta fase de la temporada.


Mal partido de Guadalajara ante Alcobendas

El rebote fue clave en la derrota de Lujisa Guadalajara Basket ante NCS Alcobendas por un abultado 91-58 en un mal partido de los morados que siempre fueron a remolque en el marcador.

“Poco que decir de un partido que al descanso dominaban los locales por 50-27”, afirma en su crónica el club alcarreño. “Una primera parte -añade- en la que los de Alcobendas jugaban a placer ante los errores morados que propiciaban canastas fáciles”, con un Mike Young “en estado de gracia que anotaba todo lo que tiraba, más el dominio local en el rebote”.

Un total de 46 rebotes (14 ofensivos) capturó Alcobendas por 25 (3 ofensivos) de Guadalajara Basket.

Tras el descanso no cambió el partido “volviendo los locales a mandar en el juego ante la impotencia morada”. Al final del tercer cuarto el marcador señalaba un abultado 80 a 46 y tras diez minutos de poca anotación (parcial de 11-12) Alcobendas se llevó la victoria por 91 a 58.

“Hay que pasar página, recuperar sensaciones, también lesionados para afrontar el último tercio de la liga que son 10 partidos o 10 finales”, concluye la crónica del Guadalajara Basket.

_AlcobendasGuada
CB ALCOBENDAS

Victoria de Estudiantes ante Quintanar desde la defensa

Muy serio atrás y sólido en el rebote Movistar Estudiantes se impuso a Basket Globalcaja Quintanar por un contundente 79 a 55, con un brillante primer cuarto y jugando bien los 40 minutos.

Un partido coral con todos aportando y cinco jugadores anotando 10 o más puntos que Movistar Estudiantes encarriló en el primer cuarto con 31 puntos frente a 15 de su rival, y una victoria, la octava, que rompe la racha de seis derrotas consecutivas.

“Hemos jugado bien los 40 minutos” dice en la crónica del Club el entrenador del filial, Sergio Jiménez, quien subraya que salieron muy concentrados y estuvieron brillantes en el primer cuarto “porque hemos sacados buenos tiros y hemos acertado” además de estar “bastante atentos en defensa” de los jugadores importantes que tiene un equipo como Quintanar.

En el segundo “hemos bajado un poquito”, afirma, pero “hemos sido capaces de sobreponernos, de seguir jugando buenos tiros, de mantener el plan de partido y llegar con una buena renta al descanso” (38-29).

Al regreso de vestuarios “hemos vuelto a jugar” añade Sergio Jiménez, y aunque “no hemos estado tan brillantes a nivel de acierto como en el primero” gracias “a la defensa, a la solidez en el rebote, a no conceder canastas fáciles y a que en ataque hemos jugado siempre el mejor tiro, hemos ido construyendo la victoria”, concluye.

Muy concentrado salió Movistar Estudiantes que con un 10-0 abrió la primera brecha en el marcador. Intenso en defensa y acertado por fuera siguió sumando con triples de Rubén Domínguez, Pablo Suárez y Emil Stoilov ante un rival con muchos problemas para anotar (23-6, min. 7). Se sobrepuso Quintanar en los dos últimos minutos y llegó al final del primer cuarto a 16 puntos, 31-15, de los del Ramiro.

En el segundo bajó la intensidad de Estudiantes que aunque se atascó en ataque supo sobreponerse y jugar buenos tiros (34-23, min. 14). Aunque tampoco muy acertado, Quintanar pisó el acelerador para recortar la diferencia y al descanso el marcador señalaba un 38-29 a favor del equipo colegial.

Tras el paso por vestuarios apretó Quintanar y redujo la diferencia (43-37, min. 25). Pero el Estu subió las defensas y siguió peleando para controlar un partido que tenía encarrilado (48-40, min 27). Quinta de equipo para los colegiales y con 51-42 (min. 27.7) Sergio Jiménez paró el partido. En el resto del tercer cuarto los del Ramiro mantuvieron la renta y llegaron al final del periodo con 56-45 en el marcador.

Una importante renta que Movistar Estudiantes con un brillante Gilad Levy siguió ampliando en los últimos diez minutos (66-45, min. 34) para acabar sentenciando el partido por un contundente 79-55, un merecido premio para la defensa colegial.


El Madrid se impuso a Pozuelo

El Real Madrid se impuso por 100 a 88 al CB Pozuelo Arrabe Asesores en un partido con alta anotación. Empezó mandando el filial blanco que llegó al final del primer cuarto con 23-19 a su favor y un ajustado 49-47 al descanso.

Apretó el Real Madrid al regreso de vestuarios y con un parcial de 29 a 18 amplió la ventaja para cerrar el tercer cuarto con 79-65. En el último cuarto, los de Mariano de Pablos supieron conservar la renta para acabar llevándose la victoria por 100 a 88.

Igualado fue el rebote -37 frente a 35- y las pérdidas, 14/12, pero el Real Madrid firmó un mejor porcentaje de tres puntos, 13/32, 41%,  por 10/31, 32% de Pozuelo.

Un partido del que varios medios deportivos destacan la actuación del base Juan Nuñez, que firmó en apenas 20 minutos su mejor partido con el filial blanco al conseguir 21 puntos (5/6 en triples), 7 asistencias y solo una pérdida de balón para un total de 26 de valoración. El joven jugador (2004, 191 cm) es señalado como uno de los grandes talentos de la cantera del Real Madrid.


Zentro ganó a Estudio en un partido de alto tanteo

Zentro Basket Madrid ganó a Estudio por 97 a 106, en un partido que se resolvió en los últimos minutos y una victoria que les afianza en la parte alta de la clasificación.

Un partido que empezó muy frío por parte de los dos equipos, sobre todo de Estudio que arrancó “muy desconectado en todas las facetas del juego”, nos dice el entrenador ayudante de Zentro, Dani Molina. “Flojo en el balance” y “mal en situaciones de rebote defensivo”, mientras que “nosotros empezamos con un parcial muy importante que provocó un tiempo muerto temprano de Borja González de Mendoza”.

Un clima que “a la larga no nos vino bien”, añade Dani, porque “nos metimos en ese mismo ritmo ofensivo y defensivo” dejando de hacer las cosas que “nos estaban yendo bien, como asegurar el rebote defensivo y atacar el ofensivo”.

Después, Estudio empezó “a contestar nuestras canastas con rápidas transiciones” y “les fue bien, lo que les hizo creer en la defensa”, explica Dani, que subraya que es un equipo con “muchos altibajos emocionales” que vive de su acierto ofensivo y “lo consiguió”.

También aprovechó “nuestras rotaciones para buscar algunas debilidades defensivas y ofensivas”, precisa el técnico, que tras mencionar situaciones de contraataque, pérdidas de balón de Zentro o malas decisiones en ataque subraya que como consecuencia de “esa locura que te lleva a estar descolocado en defensa se metieron en el partido”.

Zentro se fue al descanso con una desventaja muy pequeña (52-49) y en el tercer cuarto Juan Llorente tuvo un acierto en el tiro de tres “francamente bueno” y “nos vinimos un poco abajo” aun sabiendo que ese acierto estaba por encima de su nivel, pero el descanso entre el tercero y el cuarto “nos vino bien”.

En el último cuarto Estudio bajó su nivel de acierto “y nosotros encadenamos situaciones favorables tanto en el tiro de tres como en el rebote y contraataque que nos metió en el partido y lo igualamos”. En el resto “ellos dejaron de rebotear, de defender con la dureza que lo estaban haciendo en situaciones interiores y de poste bajo” y Zentro, con un parcial de 15-34, selló la victoria por 97-106.

Dani Molina destaca el partidazo de Pedro García, “un coloso en el rebote defensivo y francamente bien en ataque”; el acierto de Erik Persson en algunos tiros complicados y el trabajo de Juanjo Santana, “difícil de defender en situaciones de poste bajo”.


Ajustada victoria de Azuqueca ante Náutico

Isover Basket Azuqueca se impuso a Náutico de Tenerife por un ajustado 84-80 en un partido igualado entre dos grandes de la competición.

“Sin premio para el RC Náutico en un partido de alto nivel”, titula su crónica Náutico de Tenerife y subraya que La Marea “compitió de tú a tú frente a un más que digno rival como Basket Azuqueca”. Un choque plagado de alternancias “que pudo caer para cualquiera” y que se resolvió en los minutos finales.

Empezó mandando Azuqueca con un inspirado Juho Gummerus en anotación secundado por Luis Valera y Alberto de la Torre. Salió al rescate la pareja formada por Danilo Brnovic y Alberto Cabrera que se repartió el juego ofensivo de Náutico, “marcando las diferencias en el tiro exterior”. Alto ritmo de tanteo en el primer cuarto que acabó con un ajustado 24-21 en el marcador. Los tinerfeños iban en línea ascendente. Gummerus dominaba el tiro exterior con seis puntos seguidos para Azuqueca, pero Alberto Hernández contestó con un triple y Cabrera sumó seis puntos consecutivos. Náutico se apuntó la primera ventaja del partido (33-34) y tras un parcial de 3-13 se puso +7, 36-43. Pero Azuqueca contestó con un 4-0 y se fue al vestuario a tres puntos de su rival, 40-43 en el marcador.

Tras el paso por vestuarios el partido “no dejaba apenas un respiro”. Intercambio de acciones y canastas y 51-52 para Náutico con dos puntos y un triple de Saulo Román. Junto a Cabrera y Fallou Niang los tinerfeños “recuperaban el terreno perdido para forzar el tiempo muerto de los locales” con 56-61 en el marcador. Sendos triples de uno y otro contendiente y 60-64 al final del tercer cuarto. Dos puntos Brnovic dieron tranquilidad a los suyos (60-66), “pero la calma se tornaba en incertidumbre” cuando Azuqueca convirtió dos triples y firmó un parcial de 9-0 (69-66). Un triple del alero montenegrino de Náutico empató el partido a 69 y Cabrera amplió la ventaja a cinco puntos, 69-74. Fue entonces cuando Normal Rey “se convirtió en el héroe en su propia casa con una serie de puntos decisivos”. Santi Lucena paró el partido “para dar oxígeno a los suyos”: Niang y Fischer anotaron para añadir más emoción (82-80) a un minuto para el final, pero Óscar Herrero dio el golpe definitivo y Azuqueca se llevó la victoria por 84-80.


Distrito se impuso al Alcalá con un partido serio y controlado

Distrito Olímpico se impuso a Baloncesto Alcalá por 65 a 79 con una buena defensa, acierto en el tiro y un claro dominio del rebote.

“Uno de los partidos más serios y controlados que hemos tenido durante la temporada y ante uno de los rivales a los que ganar en su cancha, es tarea complicada”, nos dice el entrenador de Distrito, Miguel Ángel Lago.

El equipo salió muy concentrado “con muy lectura de la situación defensiva que nos plantearon de inicio y encontrando maneras muy fáciles de anotar” explica el técnico, lo que “nos hizo entrar en el partido con mucha serenidad, ya que en cada ataque éramos capaces de encontrar tiros liberados o canastas bajo aro de alto porcentaje”. En el primer cuarto se sumó “una buena defensa, en la que lo planteado durante la semana para frenar su juego nos daba resultado, algo que incluso en el segundo fue a mejor, dejando al rival al descanso en solo 28 puntos y con una sensación de seguridad que hemos vivido en pocos partidos durante la temporada”. Comenzó mandando Distrito con 23-17 a su favor al final del primer cuarto y 28-42 al descanso.

En el tercero, si bien Alcalá “mejoró sus prestaciones en ataque”, el “nuestro seguía siendo efectivo”, subraya Lago, aunque reconoce que pasaron “algún momento delicado” pero siempre “con la tranquilidad de que si mejorábamos pequeños detalles defensivos, seguíamos por delante en el marcador”.

En el último cuarto Distrito retomó el mando en el juego “y logramos una victoria más cómoda de lo esperado” por 65 a 79 en el marcador.

Miguel Ángel Lago está muy contento con el juego del equipo “cimentado en la concentración defensiva y especialmente en el control del juego en ataque, con un juego menos alocado que en otras ocasiones que nos hace seguir en la línea de los tres últimos partidos”. Afirma que tanto en Tenerife contra Náutico como el pasado sábado ante Alcalá el equipo muestra que está “mucho más asentado en la competición” y exhibiendo un estilo de juego que “nos hace ser optimistas respecto al objetivo de permanecer un año más en la categoría”.

Ahora “tenemos tres partidos seguidos en casa con rivales muy complicados (Tobarra, Real Madrid y Rivas)”, señala el entrenador, pero el jugar en el Circular y la mejora en el juego “nos lleva a creer que es posible seguir en la línea que llevamos”.


Derrota por la mínima del Agüimes ane Tobarra

El CB Agüimes cayó por la mínima, 68-67, ante Tobarra Club de Baloncesto en un partido marcado por la férrea defensa de los dos equipos.

“Dolorosa derrota por la mínima del CB Agüimes en Tobarra”, titula su crónica Noticias de Agüimes, la cual se materializó “en los segundos finales tras ir por delante en el electrónico durante buena parte del encuentro”.

El ajustado marcador refleja la emoción de un duelo “marcado por la férrea defensa de los dos equipos bajos los aros”, aunque con una diferencia “en el apartado reboteador favorable a los tobarreños (34 frente a 17)”.

Comenzó mandando Agüimes, que llegó al final del primer cuarto con 10-19 a su favor, mientras que en el segundo tomaron la delantera los de Albacete, recortaron distancia y se fueron al vestuario a seis puntos de los canarios, 30-36.

Tras el descanso siguió la igualdad en la cancha con alternancia de acciones y canastas y 45-50 para el equipo insular al final del tercer cuarto.

Apretaron los de Tobarra en el último cuarto y se adelantaron en el marcador. Un triple de Martin Smith a falta de 15 segundos para el final del partido dio el triunfo a los locales por 68-67.

Destaca la crónica “los increíbles 30 puntos anotados por Ferrán Bernácer, el mejor jugador del partido con 24 de valoración”, que fueron insuficientes para sumar “una más que necesitada victoria para seguir soñando con el objetivo de la permanencia”.

De Tobarra destaca la aportación de su mejor hombre, el norteamericano Martin Smith (23 de valoración), que rozó el doble-doble con 17 puntos y 9 rebotes, así como el papel del jugador jamaicano Kedar Wright (19 puntos) y el de Miguel Ráez (9 puntos).

En las filas del equipo de Fermín Bosa, a los 30 puntos de Ferrán Bernácer,  se sumaron los 11 puntos de Jonatan Bosa y Paulo Rodríguez; los 6 puntos de Troy Mcindoe, que continúa amoldándose al sistema del técnico y que debe dar mucho más de los que ha demostrado en los dos partidos que lleva en el club; los 5 puntos de Jorge Parrondo, y los 4 de Jorge Almenara.

Cuando restan aún diez jornadas y con mucho por decidir en cuanto a la clasificación, el CB Agüimes, que en el partido de esta jornada no pudo contar con Carlos Apolinario y Víctor Mesa, comienza la preparación de su próxima cita. El próximo sábado en el Polideportivo Municipal, recibe a un filial del Real Madrid “que visita el municipio por primera vez”.

_TobarraAgüimes
TOBARRA CB

Clasificación

1920_EBABC20


Autora: @lopezrosa