¿Es eficaz para la formación de los jugadores/as en sus primeras etapas jugar pasar y cortar (disposición de 5 abiertos)?

Esta pregunta es algo en lo que he pensado de un tiempo a esta parte, es cierto que cuando comencé a entrenar no me plantee en ningún momento que podía jugar otra cosa con el primer equipo que dirigí, daban todos los perfiles: jugadores pequeños, infantiles de primer año y realmente pensaba que era lo mejor, tampoco sabía mucho más puesto que era todo lo que me habían enseñado hasta ese momento así que no había más opciones.

Teniendo claro que desde mi punto de vista las situaciones de media pista en las primeras etapas de la formación brillan por su ausencia, podemos ver muchas situaciones en transición, contraataque y menos juego posicional que nos permitiría jugar ese pasar y cortar al que tanto tiempo le solemos dedicar.  Si veis partidos de categorías inferiores la mayoría del tiempo en partidos de estas edades se juega a todo campo, y más ahora que hay normativa para buscar este tipo de juego, algo que para mí es un acierto.

Imagino que todos sabéis más o menos lo que quiero decir con pasar y cortar, pero por si las moscas o dejo unas normas básicas.

Page 008

En este primer gráfico aparecen los espacios que se deben ocupar si juegas con 5 abiertos. La zona que se encuentra debajo del aro es aquella por la que deben pasar todos los jugadores tras jugar los cortes.


A continuación os presento la situación básica de este juego. El jugador en el centro con balón pasa a un lado y corta hacia el aro para ocupar esquina contraria, hay que tener cuidado con poner normas como cortar e ir a lado contrario porque puede que nos encontremos situaciones en las que sea un problema.

Page 009


Cuando el balón va a la esquina tenemos dos opciones, la primera pasar cortar e ir al lado contrario, en cuyo caso dejamos al balón un poco “encajado” en la esquina y la segunda que es pasar a la esquina cortar y ocupar la misma esquina, reemplazando con bote el jugador de la esquina que liberamos al jugador con balón y le damos más opciones. Si el balón va al centro tienes las mismas opciones, en función de lo que haga uno actúa el otro.

 


Una vez explicado por encima lo básico de este juego por conceptos voy a exponer algunas de las razones por las que, desde mi punto de vista, jugar con 5 abiertos el pasar y cortar no tiene aspectos positivos en la formación de los jugadores.

  • El aspecto que más me llama la atención y que yo creo que perjudica en las siguientes etapas de la formación es que se acostumbran a pasar y cortar SIEMPRE cuando para jugar al baloncesto, en la mayoría de juegos por conceptos, el jugador que pasa NO SIEMPRE CORTA, hay que enseñar a pasar y moverse. Debemos darle mucha importancia al juego sin balón y que los jugadores sean capaces de reconocer las situaciones. Tenemos que centrarnos en enseñar a los jugadores a jugar sin balón antes de la recepción. El jugador tiene claro lo que hacer después de pasar pero muchas veces no sabe qué hacer antes de tener el balón entre sus manos, se limita a reemplazar y no es capaz de leer puertas atrás o cortes del lado contrario.
  • Una de la bases de esta distribución en el campo es que los jugadores/as atacando de cara sean capaz de generase las ventajas desde el 1c1, pero viendo realmente la ocupación de espacios no es tan fácil jugar 1c1 y sacar ventajas claras. Todos tenemos en mente jugadores que sí que son capaces de irse de su defensor con facilidad pero muchas veces estos jugadores parten con una ventaja física que les permite romper con facilidad. Cuando juegas con 5 abiertos la mayoría de las veces lo que te encuentras son defensas cerradas que evitan el 1c1 y regalan los tiros, algo que sin duda minimiza las opciones de anotar puesto que en categorías infantiles no existen grandes anotadores exteriores (como ya expliqué en mi anterior columna en esta web). La ocupación de espacios no es la mejor para que en el partido se vea el trabajo de técnica individual que hacemos durante la semana, es importante que los jugadores vean que el esfuerzo de los entrenamientos sirve para algo y no me estoy refiriendo a ganar.
  • El pasar y cortar lleva al jugador a automatizar cortes. A todos nos ha pasado, o por lo menos a mí, que los jugadores cortan hacia el aro porque les toca y no para intentar generar ventajas, hay ocasiones en las que incluso ni miran el balón por lo que no se puede crear ningún tipo de ventaja.
  • Renunciamos a la posición de poste bajo. Entiendo que todo el mundo tiene que saber jugar de cara en etapas de formación, pero esto no es excusa para que no se pueda usar el poste bajo, desde estas posiciones cercanas al aro se puede jugar de cara y debemos utilizarlas. Es cierto que nos podemos encontrar al típico jugador que es más grande que el resto y que no se aleja del aro porque es donde más ventaja saca, pero ahí entra nuestro trabajo como entrenadores para que este tipo de jugadores ocupe todas las posiciones. Además, ocupando esta posición interior puedes generar más espacios para el 1c1 exterior que jugando 5 abiertos.

Estas son algunas de las razones por las que el juego de pasar y cortar no me termine de gustar. No os equivoquéis, es igual de valido que cualquier otro juego por conceptos pero pensando un poco sobre ello es a la conclusión a la que he llegado.  Entiendo que es un juego por conceptos sencillo para jugadores minis e infantiles y por ello es útil pero creo que no nos debemos quedar en solo eso, desde una disposición de 5 abiertos se pueden jugar muchas cosas, sin darle muchas vueltas podemos meter situaciones de mano a mano, bloqueos directos, etc… siempre respetando los tiempos en la formación.

 

Dentro de nuestras normas meter un mano a mano no resultaría muy complicado para los niños, con situaciones de este tipo puedes generar un espacio más grande y que sea más fácil de atacar y complicado de defender. El mano a mano puede ser un paso anterior a jugar bloqueo directo, algo que se usa con mayor frecuencia en el baloncesto “adulto”. Hoy en día, en ligas séniors es muy habitual encontrar momentos con todos los jugadores abiertos y un Bloqueo Directo. Tom Crean, ex entrenador de la Universidad de Indiana (NCAA DI), es un entrenador al que se le podía ver muchas situaciones con 5 abiertos, algo que sin duda resulta mejor en estas categorías al tener jugadores que son capaces de abrir el campo y eso obliga a las defensas a estar cerca por lo que genera espacios para jugar 1c1. La clave para poder jugar con disposiciones de 5 abiertos es la amenaza exterior que abra el campo, algo que como ya he dicho en categorías de formación no es muy común.

Por último quería añadir esta idea que me parece interesante para poder jugar con todos abiertos, es una manera de meter algo más de riqueza táctica a una disposición de 5 abiertos y que puede ayudar a nuestros jugadores a recibir el balón, evidentemente requiere un mayor trabajo que con el pasar y cortar porque debemos de enseñar lecturas pero es algo que se puede jugar de manera continua y los espacios son los mismos. No digo que sea la mejor manera pero sí que es algo más próximo a lo que se puede encontrar más adelante en una etapa junior o senior, siempre sin volvernos locos y creciendo por fases.

Page 015

Espero que os haya gustado y siempre abierto a comentarios para fomentar un debate sano sobre el deporte en formación.


Autor: @alean11
Anuncios