La liga regular en el grupo AB de Liga EBA encara ya la recta final, habiéndose disputado este pasado fin de semana la jornada 20, que tuvo como gran aliciente la visita del líder al segundo clasificado, sin que Chantada pudiera sorprender a un sólido Carbajosa, decidido a acabar la liga invicto. En la zona alta, las derrotas de Porriño y Gijón hacen que el terceto de cabeza se mantenga estable y cada vez más definido, mientras que por abajo, Basket León pudo al fin romper su mala racha, aunque las victorias de Betanzos, Estudiantes Lugo y Universidad de Valladolid mantienen lejos la salvación para los tres últimos, que cada vez ven más complicada su continuidad en la categoría.

1920_EBAABC20

El partido de la jornada esta semana se vivió en el duelo entre Ucoga Seguros CB Chantada y Aquimisa Carbajosa. Una dura salida para el líder que los charros supieron solventar de forma brillante (83-91), dejando claro ya desde el primer cuarto que no se sentían intimidados por la mejor defensa de la liga, logrando 31 puntos en esos primeros diez minutos para tomar las primeras ventajas. Pero Chantada no lo quería poner tan fácil y reaccionó bien para devolver el golpe y dar la vuelta al marcador antes del descanso, al que se iba con ligera ventaja apoyado en el buen hacer de Knežević y Marinović. Se presentaba por delante un intenso segundo tiempo pleno de emoción, pero ahí se puso en modo líder Carbajosa, con Arturo Cruz tomando el mando del partido y Szafman y Bruns ejecutando en ataque, a la vez que la defensa charra controlaba a Chantada, que nada podía hacer ante su rival, que certificaba su victoria con un gran segundo tiempo, demostrando que este año no tiene rival que le pueda hacer sombra en el grupo.

El que aprovechó la derrota de Chantada fue Ávila Auténtica Carrefour El Bulevar, que sigue mostrándose intratable en su pista y superó sin problemas (96-70) a un Caja Rural de Zamora que sigue hundido en la parte baja de la clasificación. Solo durante el primer cuarto aguantaron los visitantes el alto ritmo anotador abulense, con Riverol intentando mantener en partido a los suyos, pero sin fortuna a la hora de lograrlo, ya que el 27-9 del segundo parcial abría la brecha en el marcador para decantar la balanza del lado local. Lobo volvía a ser protagonista un día más yéndose por encima de los treinta puntos anotados, lo que unido al control del rebote y al acierto general del equipo de cara al aro rival, hizo que la segunda parte solo confirmase lo que se vio antes del descanso, con Óbila cómodo por encima de los veinte puntos de renta para llevarse el partido sin problemas.

El que no pudo acercarse a la cabeza, y confirma así su bache de juego lejos de su pista, es Porriño Baloncesto Base, que sumó una nueva derrota lejos de su feudo ante Universidad de Valladolid, que se anotó un importante triunfo (62-53) en su pelea por la salvación. El choque enfrentó a dos equipos que no tuvieron su mejor tarde de cara al aro rival, pero en esa sucesión de errores, fueron los pucelanos los que mejor supieron moverse, aprovechando sus momentos para marcar diferencias durante la primera mitad, con Burgoa y Javier Martínez como principales protagonistas, frente a un Porriño que se quedó en solo 21 puntos en esos primeros veinte minutos. Mejoraron algo los gallegos tras el intermedio, con Besada tratando de tirar de los suyos, pero la distancia a recortar era ya demasiado grande, y Universidad de Valladolid no iba a dejar escapar el preciado botín de la victoria, manejando bien su renta para amarrar un triunfo que, dados los resultados de la jornada, vale su peso en oro para no descolgarse de la pelea por la salvación.

Tampoco Noxtrum Gijón Basket tuvo fortuna en su visita a Estudiantes Lugo Leyma Natura, sumando una derrota (79-69) que mantiene a los asturianos en tierra de nadie, mientras que permite a los lucenses seguir teniendo un pequeño margen sobre el descenso, con una victoria de ventaja. El choque tuvo dos partes bien diferenciadas, con unos primeros veinte minutos en los que Gijón mostró su mejor cara, siempre por delante en el marcador con Diego Sánchez y Alejandro Rodríguez a buen nivel, pero con un Estudiantes Lugo que iba a dar la vuelta a las cosas en un gran segundo tiempo, anulando a su rival con una gran defensa, y con Januševičius y Diagne empujando en ataque al equipo para tomar la delantera y llevarse el partido en una recta final en la que no dieron opción a Gijón para que reaccionara.

En la zona media, se vivió un interesante duelo entre USAL La Antigua y Obradoiro Silleda, con alternativas para ambos y victoria final (80-82) de los gallegos que les aleja de la zona baja, a donde aún debe mirar de reojo el cuadro salmantino, que tiene colchón sobre el descenso, pero sin poder caer en relajaciones. Ninguno de los dos equipos tuvo un claro control del partido, siendo Obradoiro el primero en intentar marcar su ritmo, pero encontrando buena respuesta del Tormes, para mantener siempre igualadas las cosas. Moore, Vukčević y Massaley eran los principales protagonistas para los charros, pero los gallegos hacían gala de un gran juego coral, con Alexei Pérez como principal estandarte para encarar la recta final con ligera ventaja, sabiendo jugar con la tensión en esos instantes decisivos para cerrar un ajustado triunfo en una difícil pista.

Uno de los duelos importantes por la salvación se vivió entre Santo Domingo de Betanzos y KFC Culleredo, con victoria final (90-78) para los primeros, que dan caza a su rival, al que meten en problemas, ya que en pocas semanas ha pasado de verse en zona tranquila y con margen a perder toda esa ventaja y estar ya solo una victoria por encima del descenso, tras cuatro derrotas consecutivas. El choque tuvo una primera parte de alternativas, con Betanzos dando primero, pero Culleredo contestando después para dejar todo igualado. Una igualdad que se rompería en el tercer cuarto, con los locales escapándose de forma clara empujados por Pereiro y Rozas, y aprovechando el bache anotador de Culleredo, cuya reacción de la mano de Alberto Díaz o Cabanas iba a llegar muy tarde, cuando ya nada se podía hacer porque la desventaja era demasiado amplia, maquillando únicamente un marcador que ya estaba sentenciado del lado local.

Finalizamos el repaso con un duelo por todo lo bajo entre Calvo Basket Xiria y ULE RBH Global que sirvió para que los leoneses vencieran (66-68) y rompieran, doce partidos después, su mala racha, aunque ambos equipos se mantienen muy lejos de los puestos de salvación, un objetivo que se les complica más cada semana que pasa. Empezó mejor Basket León, que un día más se apoyaba en la dupla formada por Jeng y McDonald, pero que encontró respuesta de Xiria, que igualaba de nuevo las cosas antes del descanso, tirando en este caso de la dupla formada por Senghor y Rubén Rey. El choque entraba entonces en una fase de máxima igualdad, sin que ningún equipo lograse ya ventajas reseñables, pero con los leoneses manteniéndose más tiempo por delante en el marcador, gestionando mejor los momentos decisivos para hacer buena finalmente su corta ventaja, que terminaría por darles la victoria definitiva.

Remontada hacia la salvación

Pocos podían imaginar en el descanso del partido entre Estudiantes Lugo y Gijón que las cosas acabarían con claro triunfo local. Los asturianos vencían por nueve puntos y complicaban el futuro del cuadro lucense, pero ahí iba a emerger la figura del lituano Titas Januševičius, que iba a liderar a los suyos para remontar por la vía rápida en el tercer cuarto y sentenciar en la recta final, algo para lo que contribuyó con 26 puntos (7/11 en tiros de campo), 9 rebotes, 1 asistencia, 1 balón robado y 6 faltas recibidas, lo que le permitió alcanzar 35 de valoración, siendo el mejor del partido y además, a mayores, MVP de la jornada en el grupo, un galardón con el que se alza por segunda vez esta temporada este jugador, que está siendo clave hasta el momento, y a buen seguro seguirá siéndolo, para que su equipo se mantenga fuera de los puestos de descenso.


Máxima valoración

35 créditos
Titas Januševičius (Estudiantes Lugo)

34 créditos
Arturo Cruz (Carbajosa)

32 créditos
Jaume Lobo (Óbila)


Máximos anotadores

32 puntos
Jaume Lobo (Óbila)

26 puntos
Titas Januševičius (Estudiantes Lugo)

21 puntos
Will Pereiro (Betanzos)


Máximos reboteadores

15 rebotes
Ablaye Sow (Obradoiro B)

14 rebotes
Jorge Cabaleiro (Porriño)

13 rebotes
Nick Moore (Tormes)


Máximos asistentes

11 asistencias
Benjamin Janssens (Óbila)

10 asistencias
Arturo Cruz (Carbajosa)

7 asistencias
Martín Rodríguez (Chantada)


Dobles-dobles

Arturo Cruz (Carbajosa) – 12 pt + 10 as

Nick Moore (Tormes) – 17 pt + 13 re

Alioune Senghor (Xiria) – 17 pt + 12 re