Punto y final a la temporada regular en el grupo AB de Liga EBA con la disputa de la jornada 26, en la que únicamente estaba en juego dilucidar qué equipo sería segundo y acompañaría por tanto a Ciudad de Ponferrada en la disputa de los playoff de ascenso, una pelea entre Chantada y Gijón que tuvo finalmente más emoción de la esperada, ya que los gallegos no pudieron vencer en su visita a Carbajosa, dejando abierta la opción a que los asturianos asaltaran su posición, algo que no pudieron hacer, al caer frente a Basket León, dejando todo como estaba, ya que por arriba solo Virgen de la Concha ganaba, dando caza a Chantada, pero sin opción de ser segundo al tener perdido el average particular. Queda por dilucidar si Ciudad de Ponferrada se proclama campeón del grupo A, y por tanto ejerce de organizador de una de las fases de ascenso, algo que se conocerá en una semana, cuando los bercianos visiten la pista de Ardoi, campeón del grupo AA, en un partido cuyo vencedor tendrá ese suculento premio. Además, sabiéndose ya los tres equipos que en principio descienden de categoría, ahora el resto miran de reojo a la LEB Plata, para saber si los descensos provocarán más arrastres, y a las fases de ascenso, ya que si Ciudad de Ponferrada o Chantada logran el salto de categoría, podrían frenar alguno de esos hipotéticos arrastres.

El duelo con más interés de la jornada lo protagonizaba Ucoga Seguros CB Chantada, que visitaba la pista de Aquimisa Carbajosa en busca de un triunfo que asegurase su segunda posición. De inicio, esa motivación se vio del lado gallego, que comenzaba dominando con claridad a un rival que ya nada se jugaba, pero que a partir del segundo cuarto empezó a mejorar sus prestaciones, demostrando el por qué ha ido claramente de menos a más durante la liga, dando la vuelta al marcador en el tercer periodo, con Arturo Cruz dirigiendo a la perfección a sus compañeros y Rafael Casanova ejerciendo de anotador, con Chantada sufriendo mientras veía cómo se le empezaba a escapar una gran oportunidad. En la recta final iba a llegar la reacción visitante, con Baiget y Manchón tirando de los suyos para apretar el marcador, pero sin fortuna para volver a tomar el mando, quedándose a solo un punto finalmente, lo que les dejaba en manos del resultado de Gijón, que finalmente acompañó.

Y es que Huniko Gijón Basket tampoco pudo salir victorioso en su visita a ULE iRiego Basket León, un equipo que presentó muchas dificultades a los asturianos y que pudo cerrar con buen sabor de boca la temporada, tras una decepcionante segunda vuelta. El choque se mantuvo igualado durante la primera parte, con los leoneses aguantando bien el buen hacer ofensivo de un inspirado Hatch, que junto con Kenny Ejim, lideraban al equipo visitante, que no obstante, tras el descanso iba a pasar por un bache que empezaba a descolgarle, con Sergio Martínez y Marcos Fernández haciendo daño en su defensa, que veía como el hueco se abría, obligando a una reacción en la recta final de partido, alentada también por las noticias que llegaban de tierras salmantinas, con la derrota de Chantada, pero sin la fuerza necesaria para voltear un marcador que Basket León iba a saber asegurar a la perfección, evitando que la victoria se escapase.

El que sí que pudo aprovechar los errores de los rivales para al menos auparse al podio de la clasificación fue un Innova Chef que cerró su buena temporada con una victoria sobre Estudiantes Lugo Leyma Natura que le colocó en tercera posición, privado del playoff solo por tener el average particular desfavorable con Chantada. Los zamoranos comenzaban el partido muy sólidos, con un buen primer tiempo que les permitía coger ventaja, guiados por el buen hacer de Ukawuba y Dillard, pero una gran pájara durante el tercer cuarto iba a complicar las cosas, ya que Estudiantes Lugo supo aprovecharla para voltear el marcador, con Gabriel Gómez y Lucas Álvarez como mejores hombres, obligando a un nuevo arreón de Virgen de la Concha, que llegaría con un último cuarto muy entonados en ataque, volviendo a coger el mando de forma rápida para, esta vez sí, sentenciar el choque y brindar una nueva victoria a su afición.

Una de las sorpresas de la jornada fue la derrota del líder Bierzo Fitness Dentomedic Ciudad de Ponferrada, que contra pronóstico, vio truncada su buena racha en la visita al penúltimo, y ya descendido, Instituto Rosalía de Castro, que pudo así despedirse de la categoría con una victoria de prestigio. El comienzo arrollador de los visitantes, con Prince muy entonado un día más, iba a hacer que el reparto de minutos entrara en juego, así como el descenso en la intensidad berciana, algo que un equipo con calidad como el gallego no iba a desaprovechar, con Nilo Barreiro y Harguindey emergiendo sobre el resto de compañeros para mejorar la cara de un Rosalía de Castro que conseguía recortar diferencias antes del descanso. Pero en la segunda mitad se iba a repetir de nuevo el guión, con Ciudad de Ponferrada apretando de salida para abrir la distancia en el marcador y a partir de ahí contemporizar, cometiendo nuevamente el error de no valorar a un rival que en la recta final apretaba mucho las cosas, logrando casi sobre la bocina un triple que les ponía un punto arriba, dando la sorpresa en un partido que, aunque sin nada en juego, tuvo emoción hasta el final.

El duelo más desigual de la jornada se viviría entre Santo Domingo de Betanzos y Porriño Baloncesto Base, dos equipos de zona media de la clasificación que nada se jugaban ya, lo que hizo que se viera sobre la pista a muchos jóvenes, saliendo victorioso, y de forma contundente un Betanzos que ejercía de local y que no perdonó a su rival. Desde el inicio, se mostraron arrolladores los anfitriones, con un torrente ofensivo que Porriño no conseguía frenar, con Cooper, Rozas y Thiam imparables para abrir un hueco que al descanso ya era casi definitivo. Pese a todo, no aflojaron el ritmo los jugadores de Betanzos, que aprovecharon la debilidad mostrada por su contrincante para redondear su victoria más amplia este curso, frente a un pobre Porriño en el que solo Víctor Basilio Alonso mostró algo de inspiración, argumento insuficiente para evitar la dolorosa derrota.

Otro de los duelos gallegos de la jornada se vivió entre Baloncesto Narón y KFC Culle, con victoria para los primeros, que pese a estar ya descendidos, brindaron a su afición una pequeña alegría en este último choque. Lo hicieron además remontando un mal inicio, en el que Culleredo tomó con claridad el mando, con Bulashvili y Guzmán Gómez a los mandos. Pero ese buen primer cuarto no se vio refrendado después, siendo Narón el que impondría su juego a partir del segundo acto, con Rubén Rey empezando a sobresalir sobre el resto de jugadores en pista, bien secundado por Jorge Abelleira, logrando voltear el marcador tras el descanso, y manteniendo la tendencia al alza de los locales, que no iban ya a dejar escapar el triunfo.

Por último, victoria también para cerrar el año del filial de Liberbank Oviedo Baloncesto, que se impuso al colista Agustinos Leclerc Reino de León, vengando así la derrota de la primera vuelta, que es además la única que los leoneses han podido sumar en todo el año, cerrando una triste temporada. A pesar de la claridad del resultado final, durante la primera parte se mantuvieron las espadas en todo lo alto, con ambos equipos muy igualados y Reino de León manteniendo bien el tipo, apoyado en el buen hacer de Miguel Domínguez. Pero habitualmente se le hacen largos los partidos a los leoneses, y este no iba a ser una excepción, empezando a flaquear ya en el tercer cuarto, cuando Oviedo lograba imponer su mando en el marcador y la diferencia se iba ensanchando poco a poco, empujada por los puntos de Antón Bouzán, ante su ex equipo, y de Alejandro Rodríguez Montón, argumentos que, junto al trabajo interior de Felipe Braga y a la dirección de juego de Alonso Meana, ratificaron un cómodo final para los asturianos, que tras un complicado inicio de liga, han sabido adaptarse a la categoría y certificar la salvación con relativa comodidad.

Los modestos se despiden a lo grande

En esta última jornada ya se conocía que tres equipos descendía, pero a pesar de todo, Narón y Rosalía de Castro, dos de los que pierden categoría, han querido reivindicarse con victorias frente a equipos de la zona alta, grandes actuaciones en las que ha brillado un colectivo que no ha funcionado durante la temporada como se esperaba, pero en el que también ha habido brillo individual, en especial para Nilo Barreiro y Rubén Rey, cuyas actuaciones les conducen a cerrar la liga como MVP de la jornada. En el caso de Barreiro, lideró la victoria ante Ciudad de Ponferrada con 23 puntos, que incluyen un gran 9/12 en tiros de campo (3/4 en triples), 8 rebotes, 2 asistencias, 5 balones robados, 2 tapones y 3 faltas recibidas. Por su parte, Rey se fue hasta 28 puntos, con 10/14 en tiros de campo, 10 rebotes, 1 asistencia, 1 balón robado y 6 faltas recibidas, en la victoria de Narón frente a Culleredo. Estos números valieron a ambos para alcanzar 35 de valoración, cerrando la liga con una gran actuación.

Máxima valoración

1. Nilo Barreiro (Rosalía de Castro) – 35 créditos

2. Rubén Rey (Narón)  – 35 créditos

3. Alejandro Harguindey (Rosalía de Castro) – 33 créditos

4. Abdou Thiam (Betanzos) – 29 créditos

5. Amir Warnock (Ciudad de Ponferrada) – 28 créditos

6. Robert Ukawuba (Virgen de la Concha) – 28 créditos

Máximos anotadores

1. Kenneth Hatch (Gijón) – 29 puntos

2. Rubén Rey (Narón) – 28 puntos

3. Adriá Baiget (Chantada) – 26 puntos

4. Nilo Barreiro (Rosalía de Castro) – 23 puntos

5. Taevaunn Prince (Ciudad de Ponferrada) – 23 puntos

6. Thomas Cooper (Betanzos) – 23 puntos

7. Marcos Rozas (Betanzos) – 23 puntos

Máximos reboteadores

1. Abdou Thiam (Betanzos) – 19 rebotes

2. Amir Warnock (Ciudad de Ponferrada) – 18 rebotes

3. Miguel Domínguez (Reino de León) – 17 rebotes

4. Felipe Braga (Oviedo) – 15 rebotes

5. Mario Cabanas (Culleredo) – 11 rebotes

6. Christian Kendrix (Carbajosa) – 11 rebotes

7. Ryan Ejim (Gijón) – 11 rebotes

Máximos asistentes

1. Arturo Cruz (Carbajosa) – 8 asistencias

2. Luis López (Rosalía de Castro) – 6 asistencias

3. Pablo Bretón (Gijón) – 6 asistencias

4. Alonso Meana (Oviedo) – 5 asistencias

5. Jorge Pérez (Rosalía de Castro) – 5 asistencias

6. Daniel Manchón (Chantada) – 5 asistencias

Doble-doble

Amir Warnock (Ciudad de Ponferrada) – 20 puntos, 18 rebotes

Ryan Ejim (Gijón) – 13 puntos, 11 rebotes

Mario Cabanas (Culleredo) – 12 puntos, 11 rebotes

Abdou Thiam (Betanzos) – 15 puntos, 19 rebotes

Miguel Domínguez (Reino de León) – 19 puntos, 17 rebotes

Rubén Rey (Narón) – 28 puntos, 10 rebotes

Sergio Martínez (Basket León) – 18 puntos, 10 rebotes

Anuncios