Hace unos días concluyó la primera vuelta de la LEB Oro, clasificándose Real Betis Energía Plus y RETAbet Bilbao Basket para la final de la Copa Princesa. Con todo el segundo tramo de temporada por jugarse, es momento de acercaros nuestras valoraciones de los 18 equipos de la categoría tras disputarse las 17 primeras jornadas de la Liga Regular.

Real Betis Energía Plus (15-2)

Una apisonadora con una plantilla de ensueño que se puede permitir el lujo de tener a Samb o Marcius jugando menos de 10 minutos (cuando serían titulares en muchos equipos). Tras un inicio dubitativo, los de Curro Segura han respondido de manera excepcional, sumando 14 victorias seguidas y ganando todo en San Pablo. Los béticos han sabido ganar cuando no han jugado bien, en finales ajustados, apretando ante rivales de zona alta, brillando cada jugador dependiendo del día (ninguno supera los 22 mi) y compartiendo roles. El peso anotador lo llevan Bropleh, Dee y Enechionyia en un equipo que saca ya tres victorias al segundo y que camina firme hacia su objetivo (el ascenso directo). Quizás la única tarea pendiente que le queda al conjunto sevillano sea conectar con el público (recordamos que a equipos como GBC o Manresa el descenso les sirvió para dar un salto en ese aspecto). La Copa, primera (gran) oportunidad para despertar al respetable hispalense.


RETAbet Bilbao Basket (12-5)

Superando los 8000 espectadores en Miribilla en algunos partidos y con la clasificación para la Copa en el bolsillo, Bilbao se reforzó iniciada la temporada con Huertas y Demétrio, pero le falta ese punto. Ha pecado de candidez en casa (derrotas ante Araberri o Barça B, por ejemplo); por otra parte, en pretemporada, demostraron poderío en el tiro exterior, aunque ahora se han bloqueado en LR. Cuando juega al ritmo que marcan Salgado y Schreiner es un equipo imbatible; Lammers es un lujo para la liga y su complemento en el ‘cinco’, Larsen, hace que se doblen sus posibles registros. La cruz es el perímetro: Matulionis o Edu Martínez no ofrecen su mejor versión, y Jaylon Brown suma pero de forma irregular. Hacerse fuertes en casa (llevan más derrotas como locales que a domicilio) puede ser la clave del retorno a la ACB de un equipo que basa su poderío atrás.


Levitec Huesca (12-5)

Impresionante temporada de los pupilos de Guillermo Arenas, invictos en casa (8/8) con alguna remontada tremenda. El cuadro oscense se hace fuerte en las segundas partes, siendo en las salidas donde ofrecen su doble versión con su debilidad. Su idea es clara: una defensa intensa para conseguir rápidas salidas con los Sans, Johnson o Hartwich intensos atrás, y un ataque donde Haws (15.1 pt) o Dani García (vídeo) generan para el equipo, Aukstikalnis aprieta desde fuera (40% T3) y Gjuroski (14.1 pt, 3.4 re) aporta equilibrio.

Buena labor del rookie Nurger en el P&R y bajo tableros (10.8 pt, 6.6 re), aunque a veces pierde la concentración. Con la permanencia ya medio hecha, les toca ir partido a partido sin renunciar a nada. Para saber mucho más del Peñas, nada mejor que seguir a @luislehuesca.


Chocolates Trapa Palencia (11-6)

Empezaron como una moto, con un juego muy atractivo y una apuesta clara por el ataque, reflejo del equipo más anotador, pero una racha de tres derrotas les ha terminado apartando de la Copa. Sin embargo, al cuadro morado hay que tenerlo en cuenta por potencial, entrenador y plantilla. Steve Vasturia es el jugador total (18.6 pt, 5.6 re, 3.1 as) y por donde pasa gran parte del caudal ofensivo de los palentinos, siendo un jugador de una liga superior. El estadounidense está bien secundado por el eterno Urko Otegi y, sobre todo, por un inmenso Nikola Cvetinovic que está inmenso.

La duda es la gasolina de la plantilla, ya que siete jugadores llevan el peso de los minutos, y con el nivel de ‘cincos’ que hay en la liga habrá que ver si los suyos podrán con sus rivales. Con Sanz aportando clarividencia en la dirección (6.9 pt, 4.6 re, 4.2 as), esperan que Grimau ofrezca su mejor versión y que el rookie tirador Hermanson sea más regular en su rendimiento.


Liberbank Oviedo Baloncesto (10-7)

Temporada extraña del OCB. Las lesiones han caído como una losa jornada tras jornada (solo cuatro jugadores han jugado los 17 partidos), pero las huestes de Javi Rodríguez han sabido sobrepasarlas. Con un inicio en Pumarín malo (tres derrotas), llevan tantas victorias en casa como fuera, consiguiendo varias de mérito. Con Nuutinen y Cárdenas fuera toda la temporada, a Puerto ni se le ha visto.

Un equipo muy intenso atrás (71.6 ppr), en ataque tienen dos vías claras de anotación: el triple (mejor de la liga) o el juego por dentro con un Arteaga imperial (14.0 pt, 6.9 re). Bien cubiertas las espaldas por Jakstas (10.1 pt, 5.5 re), Ahonen es su mejor generador y Geks está ofreciendo más regularidad que nunca. La defensa del bloqueo directo, ganar en los finales ajustados, la llegada de sustitutos para los lesionados y que Llorente dé una versión más consistente son sus caballos de batalla.


Covirán Granada (10-7)

Lo tiene todo a favor. Ciudad de baloncesto, afición que responde, paciencia, bloque nacional cohesionado y equipo que crece jornada a jornada. Ha sabido conjuntar su bloque de Plata con jugadores consolidados que han respondido, y la respuesta fue positiva. En su regreso a Oro, De Cobos y Bortolussi están siendo muy destacados, pero son los Josep Pérez, Rubio y Olmos los que elevan el nivel de una plantilla con los minutos muy repartidos. El mejor debutante de los últimos cinco años de LEB Oro basa su poderío en el rebote y en la defensa. A la espera de que Pardina destaque como sabemos que puede, mejorar sus salidas se antoja básico para que en la segunda vuelta ascienda puestos. Para seguir su actualidad, nada mejor que @BasketNazari.


Rio Ourense Termal (10-7)

Tal vez no seamos imparciales en la valoración del equipo gallego, pero por su juego el COB es una de nuestras debilidades. Los conjuntos de García de Vitoria van siempre de menos a más, pero tras la resurrección del curso pasado, este navegan en aguas tranquilas en la mitad de la tabla con cinco victorias en los últimos seis partidos. Equipo de ideas claras, Pepo Vidal, el Mr Catering de Oro, reparte el juego, Ott fulmina desde fuera, Rodríguez ejerce de multiusos para todo y los estiletes salvadores del curso pasado vuelven a ser sus estrellas: Zamora (16.2 pt), en el perímetro, y Rozitis (12.2 pt, 9.6 re), por dentro.

Mención aparte para el espectacular Earl Watson, que produce cada minuto que está en pista; tampoco hay que perder de vista los destellos que deja Muratovic. Si todo sigue igual, y no entran en una dinámica negativa que provoque un apagón generalizado, el cuadro ourensano puede dar sorpresas.


Club Melilla Baloncesto (10-7)

El eterno aspirante del que siempre se espera más. Por nombres, había ciertas dudas respecto al potencial de su plantilla y tampoco las han disipado. Su juego se basa, sobre todo, en sus dos nacionales de referencia que sí han respondido: Txemi Urtasun (12.6 pt) y Josep Franch (10.7 pt, 4.2 re, 4.2 as), al que las molestias físicas no le dejaron estar al 100%. La lesión de Vucetic hizo que se incorporara a Felipe dos Anjos, una de las noticias agradables y que forma un buen tándem con un Balaban que va a más. Los azulinos intentan llevar los partidos a un juego alegre, pero no se traduce en puntos y son el único equipo en zona de playoffs que recibe más de lo que anota. Esperando que los Agada, Gilling y Zyle eleven un nivel su rendimiento, el rendimiento de Juan Rubio en la segunda unidad es otra buena noticia. Otro equipo que debe hacerse fuerte en casa (cinco triunfos como local y otros tantos a domicilio), buscar sus prestaciones e intentar volver a enganchar a su afición.


Força Lleida (9-8)

Tuvo un inicio fulgurante, instalado en la zona alta, pero a medida que fue pasando la primera vuelta perdió algo de fuelle. El equipo ilerdense es la mejor definición de la palabra equipo. Un bloque que va todo a una y sin fisuras, con ideas claras y buscando llevar los partidos a un plano físico donde las defensas se impongan, siendo el equipo que menos puntos recibe. Con unos ‘cincos’ físicos (Fall y Mbaye) y ‘cuatros’ móviles (bien Stutz), su peligro viene desde el perímetro. Turner se genera sus tiros, pero son el backcourt gallego ChapelaQuintela quienes suben el nivel, con Djuran (10.7 pt) como ejecutor y Feliu aportando equilibrio. El equipo de Serna buscará recuperar resultados (siete derrotas en los últimos diez partidos) y volver a ser ese equipo imbatible en el Barris Nord.


Carramimbre CBC Valladolid (9-8)

El conjunto pucelano ha ido como a tirones. Al principio, parecía que iba a tope, luego pasó una crisis de resultados y volvió a coger ritmo, pero todo con un denominador común: hacerse fuerte en casa (siete victorias en Pisuerga). Un equipo que puede causar problemas a cualquier conjunto, cuenta con dos pilares claros: un Alvarado que maneja el ritmo a su antojo (6.1 as) y un 4×4 como De la Fuente (12.9 pt, 7.4 re) que rinde siempre y asume responsabilidad.

Noticia positiva la progresión de Álex Reyes, al que Paco García le saca mucho jugo, y buena respuesta de internacionales como Kazadi y Novas, que dan ese plus de conjunto de playoffs. Seguimos esperando más de Gantt, muy irregular a pesar de sus 12 ppp, y de Hayes, al que le está costando (ganándole Aboubacar bastantes minutos). Con la experiencia de Paco García en el banquillo, las ardillas siempre van a competir y son candidatos a los playoffs.


Iberojet Palma (8-9)

Tal vez la mayor decepción de la LEB Oro, sobre todo por los resultados, juego de pretemporada y nombres de la plantilla, pero que luego no han conseguido cuajar en los partidos “importantes”. Un equipo que juega bien, con ideas, pero que desde fuera parece que le falta dureza en los momentos calientes a pesar de sus jugadores veteranos. Sus americanos han rendido bien, Gilbert es una amenaza desde fuera (12.8 pt) y Barber da mucho físico a la pintura (11.0 pt, 5.1 re), mientras que Guerra está en buenos registros (11.9 pt, 6.7 re) aunque sigue dando que hablar fuera de la cancha.

Es el backcourt el que ha rendido a un nivel más bajo de lo esperado. Bivià anota pero se necesita más de él y Álex Hernández está correcto pero el asistente que la rompía en Lituania el curso pasado debe aparecer más y ser la brújula de este equipo. Con lesiones por medio que cortan el ritmo, Erik Quintela es la irrupción positiva, demostrando un gran nivel, y Uclés se gana cada minuto por dentro. La llegada de Gluditis se traduce en una amenaza exterior más para un conjunto que debe, sí o sí, estar en los playoffs.


Leyma Coruña (7-10)

El equipo de las dos caras. Hubo un momento con un balance de 1-9 donde no salía nada, la directiva aguantó a Aranzana y llegaron los resultados: seis victorias en siete partidos y un cambio de dinámica que lo convierte en un equipo peligroso e impredecible. De la apuesta de juventud inicial se ha pasado a otro tipo de equipo con los fichajes de un desatascador como Jeff Xavier y la lectura de juego de Miso. La lesión de Monaghan fue el desencadenante de la mala racha, y ahora se espera que vuelva a su mejor versión, un jugador especial en lo bueno y lo malo.

El que ha dado el salto de entrega es Quinton Stephens, muy básico para Aranzana, da versatilidad y rebote al cuadro gallego. También están a muy buen nivel Bulic (vídeo) y Uchendu, dando fortaleza bajo los aros. Otros jugadores como Sabin, Pino o Araujo deben subir su consistencia y seguro que el rendimiento grupal aumentará. Segunda vuelta por ver para los herculinos, que llevan los partidos a tanteos altos y que tendrán que salir de su trastorno bipolar para ver dónde se quieren quedar.


ZTE Real Canoe NC (7-10)

Junto con Peñas, la otra sorpresa agradable. Para muchos, Canoe era un candidato para zona baja, pero han sorprendido, haciendo del Pez Volador un fortín (cinco victorias). Pero a nosotros nos sorprende cómo lo han logrado, con el sólido bloque de LEB Plata. Tyson Pérez es una de las sensaciones: físico, potencia sin control, muelles, intensidad, cada día mejor en el tiro exterior y el manejo de balón, un currante que aún no ha llegado a su límite. Ander Martínez ha demostrado que la Oro es su sitio; su juego a lo Zarko Paspalj crea muchos problemas y hace de todo.

Otros jugadores que han causado una grata impresión son un Dani de la Rúa (vídeo) muy fiable y serio dirigiendo al equipo y un Chema Gil muy móvil ante postes fuertes. Además, Lobo ha dado mordiente y el rookie Jugovic, tiro exterior. Lamentablemente, otros jugadores como Olaizola o Mendía, de los que se esperaba más, están por debajo del rendimiento que se les presuponía. Cuidado con las lesiones, porque pueden perjudicarles en esta segunda vuelta y acabar metidos en el pelotón de abajo.


Barça Lassa B (5-10)

Uno de los equipos que mejor baloncesto realiza, aunque no se traduce en resultados. Con Ocampo de coach, han encontrado un entrenador que aúna juego con el crecimiento de los jugadores. Font sigue siendo ese jugador diferencial (16.9 pt), puliendo defectos como la subida del balón y su defensa, aunque debe mejorar la selección de lanzamiento. Sergi Martínez, ya asentado en el ‘tres’, sigue progresando. Ojo a Pol Figueras, de los mejores asistentes de la competición (5.4) y yendo a más en el tiro exterior (40%).

La irrupción ha sido la de Bolmaro (vídeo), un argentino del 2000, de buena planta y manejo que ha jugado de 1-2 demostrando mucha calidad y fiabilidad. Diagne ya no es solo una mole física que intimida y rebotea, cada día se atreve más en el poste bajo. Tal vez el puesto más irregular sea el ‘cuatro’, Jaime Fernández ha dejado claros y Rawson (10.3 pt en 22 mi) es la versatilidad del equipo, aunque debería dar más rendimiento aún. El filial blaugrana ha perdido varios partidos por juventud, pero compite en todos y debe ser más fuerte como local (solo una victoria en casa de las cinco que lleva). Si da ese paso, llegarán más victorias.


TAU Castelló (5-12)

Otra de las decepciones de la primera vuelta, junto a Palma. Las lesiones le han impedido rendir con normalidad a un Amics que entró en una dinámica negativa, algo que, visto los nombres, parece más un bloqueo mental que de juego del equipo. Sufre atrás y en ataque le lastra su poco acierto exterior, pero los de Toni Ten pueden resurgir en cualquier momento. La llegada de Djukanovic ha supuesto algo diferente a un perímetro donde Fuzaro estaba demasiado individualista y Bas no ofrecía su mejor versión.

Bien Sabonis creciendo en el ‘tres’ (8.7 pt, 5.2 re). Por otra parte, el fallo de Williams en la dirección, y nuestra duda de Zabas como ‘uno’, deja muy solo a un Faner (vídeo) que se multiplica. La pintura funciona, pero no domina: Washburn ha vuelto con más registros (13.2 pt, 5.6 re), Juanjo García exhibe físico y potencia y Javi Lucas cumple, pero tal vez falta ese carácter ganador que imprime un Gatell que si en la segunda vuelta está a tope tras su lesión puede ser decisivo. La mejora de los blanquiverdes pasa por hacerse fuertes en casa, alcanzar una dinámica positiva e ir partido a partido.


Sáenz Horeca Araberri (5-12)

El equipo más anárquico e impredecible. Una Torre de Babel de nacionalidades conformada por muchos rookies y a la que Antonio Herrera ha dotado de una identidad propia. Equipo de puntos que sorprendió ganando a equipos de arriba, una mala racha (seis derrotas consecutivas) lo ha dejado en el pelotón de abajo. Como siempre, el cuadro vitoriano es una lanzadera de jugadores, y Junior Robinson causó sensación desde su entrada, y aunque las defensas le han ido ajustando hay que seguir teniendo el mismo cuadro con él.

Djedovic (vídeo) se ha instaurado como referencia tiradora; Kamba ha sido otro jugador de perímetro que ha dado solidez y consistencia; y Niksha Federico, ya con pasaporte italiano, ofrece versatilidad y muñeca. La pintura no ha sido referencia y les ha pasado factura, esperando que la llegada de Portález palie esta ausencia. La segunda vuelta se le presentará complicada, pero está claro que el conjunto gasteiztarra luchará cada partido y su mejora en defensa dictará su sentencia.


Cáceres Patrimonio de la Humanidad (5-12)

Su trayectoria se ha llevado por delante a Ñete Bohigas, sustituido por su ayudante Roberto Blanco. La verdinegra es una plantilla floja a la que las lesiones no han dejado desarrollar buen juego (también afectado por los problemas en la pintura). A Bohigas su trayectoria le avalaba, siempre sacó rendimiento a plantillas “teóricamente” débiles, pero la apuesta ahora parece por dar un aire nuevo y superar el bloqueo mental que comenta su nuevo entrenador.

Si Rakocevic está sano volverá a ser ese arquero que siempre acierta en el aro, mientras Corrales y Parejo tiran del carro un año más. Serrano ha alternado partidos buenos con actuaciones más irregulares, pero la zona sufre, y Huff la abre a base de triples. La llegada de Sapp también aporta un all-around. A la espera de que Dani Martínez esté en su mejor versión y Mazurczak coja ritmo, las dudas quedan por dentro. No creemos que ningún jugador sea un salvador, así que tocará hacerse fuertes desde dentro, apoyarse en su pista (cuatro de las victorias llegaron en el Multiusos) y crecer paso a paso para lograr la permanencia.


CB Prat (3-14)

Dos victorias seguidas para cerrar la primera vuelta le ha insuflado aire al cuadro catalán, aunque ha sido con diferencia el equipo más flojo del primer tramo. Con un aire muy diferente al del curso pasado, la apuesta por la juventud en vez de por jugadores semidesconocidos no ha tenido el resultado esperado. Además, hay que apuntar también la influencia de las repetidas bajas que ha tenido (solo Ortega y Rubín de Celis han jugado todos los partidos) y la endeblez interior (donde sufre). La lesión de Zagars nada más empezar le dejó cojo y Gluditis, su mejor anotador, se ha ido a Palma; entre tanto infortunio, las noticia positivas son la irrupción de Joel Parra, aunque muchos puntos los consigue con el partido decidido, y el buen hacer de Pep Busquets.

Se basa mucho en sus veteranos, Blanch (9.5 pt) y Pep Ortega (9.5 pt), aunque los años empiezan a pesar y hay que tener un ojo en el crecimiento de Pol Bassas, que ha dado un paso adelante. Por dentro, Sena hace lo que puede y la llegada de la ex promesa NBA Jonathan Jeanne puede suponer un soplo de aire fresco (y para él, un entorno ideal para recuperar sensaciones y explotar ante las miradas de los scouts internacionales). Complicada segunda vuelta para los de Dani Miret, pero ya se han visto obrar remontadas en casos similares (sin ir más lejos, el COB en el pasado curso).

Anuncios