Quince años son casi una vida en el Ciudad de Ponferrada en los que a Alexis Álvarez le ha dado tiempo, desde que se incorporara al club en edad cadete, a llegar a ser jugador del primer equipo y a desarrollar una carrera en los banquillos que comenzó en la cantera del club antes de que una lesión de rodilla (y según él mismo, su escaso talento) pusiera fin a su presencia en las pistas.

El entrenador del primer equipo del Ciudad de Ponferrada (Residencia Las Encinas), es además ayudante del equipo juvenil y coordina la Escuela Municipal de Baloncesto del Ayuntamiento de Ponferrada, sin dejar de lado los trámites con la Federación ni su condición de Técnico Superior en Actividad Física y Deportiva, desarrollando trabajos de enfermería, de la que cursó estudios universitarios.

Hoy nos habla de su equipo, una de las revelaciones en el grupo AB de la EBA:

Zona de Básquet – El Residencia Las Encinas, en su primera temporada en EBA tras el ascenso del año pasado, llegó con opciones de playoff a la penúltima jornada de liga, ¿cómo valoras la temporada?

Alexis Álvarez – La valoración de la temporada ha de ser muy positiva, ya que es sabido lo difícil que es para un equipo recién ascendido mantenerse en una liga tan dura e igualada como ha sido este grupo AB de la liga EBA; a todo esto hay que unir el desconocimiento previo de la competición y las dudas de tu posible adaptación a la misma.

Por eso yo creo que el llegar a esta penúltima jornada de liga con opciones de playoff es un pequeño premio para la gran temporada realizada; logrando el principal objetivo de la permanencia y repetir experiencia en liga EBA la próxima temporada con más tranquilidad de lo que quizás podíamos imaginar.

ZdB – El objetivo inicial era la permanencia pero al final es razonable aspirar a lo máximo posible. ¿Te queda la espina de no haber logrado el playoff? ¿Echas la vista atrás y piensas en alguna derrota en particular?

AA – Creo que obviamente aunque no fuese nuestro objetivo inicial, somos competitivos e inconformistas por naturaleza y cuando la competición te pone en disposición de objetivos más ambiciosos quieres luchar por ellos y se siente una pequeña decepción de no haber sido capaces de lograrlo; pero cuando echas la vista atrás e intentado ser objetivo a pesar de que la temporada es más que positiva, es inevitable pensar en esa derrota por un punto en Gijón que hubiese apretado mucho más la clasificación a falta de 3 jornadas para el final.

ZdB – Apuntabas antes que esta es una liga dura e igualada. ¿Cómo es esta liga EBA AB?.

AA – Pues para ser nuestro primer año en la competición, me ha parecido una liga tremendamente igualada y competitiva. Quizás otros años equipos como Agustinos Eras y CB Zamora estaban un paso por delante del resto y había diferencias notables entre los equipos del grupo; en cambio, este año hemos visto como un equipo como BVM2012, que al principio todos señalábamos como claros favoritos, tanto por su apuesta en el banquillo (Guillermo Arenas) como por la confección de su plantilla, tuvieron muchos problemas en este arranque de temporada, consiguiendo ser más sólidos cuando parecían estar en una situación más crítica, para acabar haciendo una gran temporada.

Sin duda, me quedo con la sensación de que ha sido una liga muy entretenida, por las constantes alternativas en las distintas posiciones de la tabla y muy abierta con muchos equipos jugándose diferentes objetivos en las últimas jornadas, lo cual le da mucha más emoción e interés a todos los partidos, beneficiando a la propia competición; pero de la misma manera la hemos vivido como una liga muy dura e intensa, ya que no te permitía el menos momento para relajarse, cada fin de semana y cada partido era una guerra, sabías que nadie lo iba a poner fácil y que todos los desplazamientos eran partidos muy difíciles, por lo que hay muy poco tiempo para alegrarse o lamentarse de tu último resultado y siempre tienes que pensar cuanto antes en el próximo partido.

ZdB – Uno de los pocos equipos que se ha escapado de la igualdad dominante ha sido el líder Chantada, al que le ganasteis en ambos partidos, la mitad de las derrotas que sufrieron en todo el año. ¿Cual ha sido el método para ser la criptonita de un equipo casi imbatible?

AA – No me hagas desvelar el secreto (jajaja). He recibido la llamada de algún colega entrenador del grupo antes de jugar contra ellos haciéndome la misma pregunta y creo que no le pude ser de mucha ayuda.

Creo que la clave en nuestros enfrentamientos contra Chantada (a los que por cierto, aprovecho para felicitar desde aquí por su gran temporada y desearles la mejor de las suertes en esa fase de ascenso a la que el liderato les ha dado acceso) es que ambos partidos conseguimos imponer nuestro ritmo de juego (a pesar del escaso porcentaje de acierto en el primer partido y del 12-0 encajado de inicio en el segundo) y para ello hay que estar muy concentrado en defensa e intentar controlar el rebote (tarea muy complicada contra un equipo como Chantada) y por último estar lo suficientemente acertado ese día para superar a un equipo con su calidad; ya que otros días intentas lo mismo y sin ese porcentaje de acierto, el resultado no es el mismo.

ZdB – Volviendo a tu equipo, ¿ha sido plenamente satisfactoria la configuración de la plantilla, con dos americanos de referencia en la categoría y espacio para que se desarrollen los jóvenes valores de la cantera?

AA – Creo que cuando el club toma la decisión de intentar conseguir esa plaza en liga EBA, es porque después de sopesarlo mucho se cree que estamos preparados y tenemos una base de jugadores de la casa preparados para afrontar este salto de categoría y el correspondiente paso a nivel competitivo que significa competir en liga EBA.

Siendo plenamente conscientes también de que necesitaríamos completar esta plantilla con jugadores “diferenciales” para nosotros, que nos aportasen esas cosas que nos faltaban en el grupo y nos dieran esa tranquilidad de que estaríamos listos para competir en una nueva liga para nosotros.

Y a la postre, creo que la configuración fue plenamente satisfactoria, los dos primeros fichajes (Sam y James) han sido totalmente referentes para nosotros y nos han aportado eso que el grupo necesitaba para poder competir en este reto que era la liga EBA para nosotros; además de la ayuda hasta su marcha de Yohansi en la dirección de juego (dándonos esa experiencia y calidad necesaria en ciertos momentos de los partidos, además de la tranquilidad necesaria para que nuestros jóvenes bases tuvieran su espacio para desarrollarse sin tener todo el peso del juego del equipo sobre ellos) y la corta experiencia de Hamilton que tras el parón de Navidades fue cortado (tras no haber llegado a ponerse nunca en forma y no poder demostrarnos el tipo de jugador que creo podría haber sido en esta liga por su físico y condiciones) y sustituido por Leandro, otro de los jugadores que nos ha aportado mucho tanto en la pista, como fuera de ella.

Creo que alrededor de estos jugadores el grupo humano de la casa, ha respondido al reto de manera inmejorable, todos han tenido la oportunidad de evolucionar y desarrollarse con la tranquilidad que nos aportaron desde el principio estos “referentes” y poco a poco todos han encontrado su espacio en el equipo; así como también nos ha permitido introducir poco a poco a los jugadores junior en el trabajo del grupo (muchos de primer año) teniendo una importancia vital en los entrenamientos para el desarrollo de nuestra temporada y en el caso de alguno de ellos sus minutos y tiempo de juego dentro del equipo.

ZdB – Entre esos jugadores de la casa, quizás eclipsado por las estrellas de la plantilla, parece que la magnífica temporada de Valcarce, uno de vuestros pilares, no ha tenido el reconocimiento que merecía. ¿Satisfecho con él?

AA – Muy satisfecho, creo que la temporada de David Valcarce en su primer año en la competición es más que notable, creo que desde el principio se ha erigido como nuestro principal director de juego, dándonos el ritmo que el equipo necesita y al que queríamos jugar.

Creo que la confección de la plantilla le permitía tener ese espacio para desarrollar su juego y evolucionar, con la libertad de tener otras referencias dentro del equipo, y el asumió el reto a la perfección, con un gran inicio de temporada; creo que es un jugador en clara línea ascendente y en evolución, con un margen de mejora muy grande y que se ha ganado el derecho a ser uno de los referentes del equipo a partir de los cuales configurar el equipo las próximas temporadas.

Personalmente es uno de los casos que más ilusión me ha hecho y con el que más he disfrutado de su evolución personal a lo largo de la temporada, ya que llevamos conviviendo muchos años y toda una vida baloncestística juntos y, a pesar de las broncas que se lleva de su entrenador (jajaja) sabe que es fruto de la confianza mutua y la exigencia de saber lo que puede hacer y querer sacar lo mejor de él.

IMG_9198

ZdB – Y por detrás de David, un intenso trabajo de cantera. ¿Cuantos niños y niñas tenéis?

AA – La principal filosofía del club es el trabajo con la cantera y eso es algo que no ha cambiado, pese a dar el salto a liga EBA; creo que este salto va acompañado de un crecimiento en la base del club y en que haya un soporte en lo que a jugadores de cantera se refiere para el equipo senior.

Durante esta temporada ha habido tres equipos masculinos del club en la primera división autonómica de Castilla y León, compitiendo entre los 10 mejores equipos de la comunidad en las categorías infantil, cadete y juvenil.

El club tiene equipos desde escuela (4-5 años), benjamines, alevines (que ya empiezan a competir a nivel provincial), infantil, cadete y juvenil. En todos los equipos hay un segundo equipo provincial que acompaña y complementa al autonómico. En cuanto a la sección femenina, contamos con un alevín provincial y un infantil provincial, de las chicas salidas de las escuelas.

Además el club coordina la Escuela Municipal de Baloncesto del Ayuntamiento de Ponferrada, llevando el baloncesto a distintos centros escolares y llevando a cabo acciones de promoción de nuestro deporte en los mismos; donde han tenido una importancia vital todos los jugadores del primer equipo (muchos de ellos entrenadores en algunas de nuestras escuelas, incluidos los “fichajes”) generando mucha ilusión y afición a nuestro deporte entre los más pequeños y eso se nota en la afluencia de público en nuestros partidos.

Entre todos los equipos del club y vinculados al proyecto del Ciudad de Ponferrada, contaremos aproximadamente con unos 350 jugadores/as.

Dentro de este trabajo con la cantera esta acercar el deporte de la canasta a todos los jóvenes bercianos que les apetezca disfrutar del baloncesto e intentar que todos desarrollen al máximo sus capacidades como jugadores y como personas.

ZdB – Además de en Valcarce, tenemos que reparar en las estrellas, Cambronne y Prescott: ¿esperabas que fueran tan diferenciales?

AA – Pues para nosotros creo que fue especialmente difícil acudir al mercado de fichajes, ya que como hemos hablado con anterioridad nuestro desconocimiento previo de la competición lo hacían un poco más complicado.

Pero tras muchos vídeos de jugadores, charlas entre cuerpo técnico y directiva, surgió la posibilidad de traer a uno de los jugadores que más nos había gustado hasta el momento: Sam Prescott.

Y evidentemente, las dudas están ahí a pesar de todo lo que habíamos visto de él; pero sus primeros días en Ponferrada y sus primeros entrenamientos debuta en la Copa EBA contra Fundación Baloncesto León y hace 20 puntos y 22 de valoración en 23 minutos y para nosotros fué como: uff menos mal !! (jajaja)

No, ahora en serio, tras los primeros entrenamientos y partidos, creo que rápidamente vimos que era un gran jugador para esta liga y a la larga según avanzaba la temporada y veíamos partidos y diferentes jugadores, Sam es para mí, el jugador con más talento y más determinante de este grupo AB, además de un jugador espectacular que nos ha hecho levantarnos más de una vez a todos en el Toralín.

Después de Sam, llegaba a Ponferrada James Cambronne, también habíamos visto muchos vídeos de él y las referencias eran inmejorables. Y tras apenas unos entrenamientos y poder comprobar que era un interior muy versátil y con una fuerza física brutal, primer partido contra Innova Chef Zamora y en 24 minutos, 20 puntos y 11 rebotes para 26 de valoración.

Y la sensación de que con estos dos primeros fichajes habíamos encontrado los referentes que necesitábamos para poder competir en liga EBA, y su trabajo para mantener este increíble nivel que han tenido durante toda la temporada les ha llevado a ser quizás los dos americanos más determinantes, durante mucho tiempo liderando muchas de las estadísticas individuales de todos los grupos de liga EBA y demostrando que son jugadores llamados a cotas mayores.

ZdB – Será difícil verlos en El Toralín en la próxima temporada…

AA – Pues en el momento actual creo que sería difícil que pudieran seguir en Ponferrada, ya que a punto de acabar la temporada y volver a sus casas, en un primer momento querrán desconectar de la temporada y después escuchar diferentes opciones y ofertas; como ya he dicho antes creo que son jugadores que por sus condiciones y calidad, podrían tener opciones reales de encontrar opciones en ligas superiores; pero de no ser así, el club ya les ha transmitido que estamos encantados con su labor en el proyecto y la ciudad, y estaríamos encantados de volver a tenerles con nosotros la próxima temporada y de no ser así, felicitarles porque significaría que han encontrado una opción mejor y para nosotros sería un orgullo haberles ayudado con esta temporada a dar ese salto.

Personalmente, quiero dejar claro que me encantaría volver a tenerlos con nosotros una temporada más, pero quiero desearles la mejor de las suertes ya que creo que son jugadores llamados a disputar ligas superiores.

IMG_2002

ZdB – El que no salió bien fue el refuerzo de un Hamilton que no aportó lo que necesitábais. Para sustituirle llega Leandro Cruvinel, al que hemos visto como un jugador mucho más interior de lo que era en Mieres, ¿como has trabajado con él?

AA – Leandro es un jugador con el que ya habíamos tenido contacto durante el verano, pero en aquel momento era inviable porque estaba disputando la liga brasileña, pero tras la salida de Hamilton, se dio la posibilidad de que Leandro se uniese a nuestro proyecto y todos pensamos que era una gran opción para nosotros, teniendo claro que no vendría a cubrir el hueco dejado por Darrious (ya que son jugadores con características muy diferentes) pero que era una oportunidad que nos podía aportar mucho por diferentes razones: conocimiento previo de la competición, conocimiento del juego, versatilidad…

Creo que Leandro desde el primer momento vio que aquí debía aportarnos todas sus cualidades como jugador que todos conocíamos (tiro exterior, abrir el campo en ataque, conocimiento del juego…) pero que también debía ayudarnos en otras cosas que el equipo necesitaba (ayudar en el rebote, aportar intimidación, juego interior…).

El siguiente paso fue explicarle lo que necesitábamos y queríamos de él, y creo que él entendió su papel desde el primer momento y aunque costó un poco verle a su mejor nivel, siempre intentamos animarle a seguir trabajando y finalmente pudimos ver partidos realmente buenos de Leandro en Ponferrada (como puede ser el partido contra Fundación Baloncesto León en Ponferrada).

ZdB – Con lo que suponemos que estaréis plenamente satisfechos es con  la respuesta de la afición, una de las gradas con más público de la liga (del AB sin duda ninguna). ¿Un impulso para pensar en seguir creciendo?

AA – Desde mi punto de vista, creo que es lo que más destacaría de la temporada, más allá de ganar o perder, creo que este equipo ha conseguido llegar más lejos y a devuelto a una ciudad como Ponferrada la ilusión por el baloncesto.

Creo que la gente estaba un poco necesitada de este “baloncesto de calidad”, de rellenar ese hueco dejado por el extinto JT y de rememorar viejos tiempos y a las primeras de cambio, desde los primeros partidos de copa EBA, la respuesta ha sido excepcional, por encima de lo que cualquiera en el club nos podríamos imaginar y el equipo a conseguido conectar con esa afición.

Creo que una de las claves de nuevo, ha vuelto a ser la confección de la plantilla, que el grueso de la misma sea de la zona, da un sentimiento a la afición y muestra a los más jóvenes que el primer equipo es el espejo en el que ellos se deben mirar, que si trabajan, la oportunidad les puede llegar.

De la misma manera, que nuestros jugadores extranjeros hayan tenido ese carisma para adaptarse al club y a la ciudad e involucrarse en muchas acciones más allá de la pista (escuelas, acciones de promoción del baloncesto…) unido a su calidad y facilidad para regalar acciones espectaculares han acabado de enganchar totalmente a la afición de El Toralín a este equipo, dándonos el apoyo necesario para sacar adelante muchos partidos en casa y hacer de nuestra cancha un punto a nuestro favor y una de las más numerosas y animadas de las que hemos visto en esta liga.

ZdB – ¿Y ahora como afrontas cinco meses sin liga? ¿demasiado tiempo?

AA – Pues si, quizás sea demasiado tiempo sin competición, pero últimamente las ligas tienden a estos formatos más cortos, en parte creo por la situación económica actual.

Esta misma semana los jugadores extranjeros, se irán de vuelta a sus casas y en poco tiempo más llega el verano con la consiguiente marcha de los jugadores también que están en Ponferrada por motivos académicos.

En un primer momento, creo que todo el mundo necesitamos descansar y desconectar un poco la cabeza después de una temporada bastante dura y “larga” (no por el tiempo en sí de la misma, pero si por lo compacto del calendario e igualada de la misma) a la vez que como hablamos con anterioridad, novedosa para nosotros con todo lo que ello implica (muchas situaciones hasta el momento desconocidas para nosotros y que afrontas con mucha incertidumbre, aunque con la mayor de la ilusión y motivación); para más adelante, en cuanto acaben todas las competiciones de nuestros equipos federados, comenzar con el trabajo de “postemporada” en el que quedarán encuadrados todos nuestros jugadores desde senior hasta los más pequeños, en un trabajo mucho menos competitivo que el de la propia temporada y más orientado a la mejora individual de los jugadores, trabajo por posiciones y no tanto tácticos o de equipo.

ZdB – Para terminar es inevitable preguntarte por tu futuro: ¿vas a continuar la próxima temporada al frente del equipo?

AA – Pues es algo que hasta el momento el club y yo no hemos tratado, pero creo que como ha quedado claro a lo largo de la entrevista y mi propio club ya sabe, soy un entrenador de club y quizás la lógica pueda indicar que sea yo la persona que siga al frente del equipo de liga EBA, aunque como dijimos antes ahora es momento de desconectar un poco y analizar la temporada de el equipo, para después pasar ya a trabajar en el proyecto de la próxima temporada, en el que formaré parte sea en el rol que sea y quiera el club.


Imágenes proporcionadas por el propio Alexis Álvarez

Anuncios